/ martes 11 de mayo de 2021

Expertos coinciden en necesidad de reducir viajes, sin llegar a la “no movilidad”

Expertos en el rubro del transporte se reunieron en el 12° Congreso Internacional del Transporte que organiza la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad

El confinamiento social causado por la pandemia sanitaria creó un punto de inflexión en las dinámicas de movilidad, lo que debe generar estrategias para reducir los viajes de trabajo y a los centros educativos, pero sin llegar a la “no movilidad”.

Así lo expresaron expertos en transporte al participar en el 12° Congreso Internacional del Transporte (CIT 12), que organiza la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad (AMTM), quienes se pronunciaron por un transporte público adecuado eficiente y accesible a la economía de todas las personas en el que no haya distinciones para su uso.

Los expertos señalaron que debido a las medidas de confinamiento generadas por la crisis del Covid-19, los sistemas de transporte público en la Ciudad de México registraron la peor caída en su historia, con la pérdida del 80% de la demanda.

Se requiere una movilidad limpia, saludable y sustentable en la era post-covid, aseguró el director General de Urbanismo y Sistemas de Transporte (Ustran), Ángel Molinero, quien señaló que después de la pandemia, deberá “existir un transporte público adecuado eficiente y accesible a la economía de todas las personas en el que no haya distinciones para su uso”.

Durante la mesa de diálogo: “Rediseño de la movilidad para un nuevo futuro”, aseveró que tras el confinamiento, urge generar estrategias para reducir los viajes de trabajo y a los centros educativos, pero sin llegar a la “no movilidad”.

“El futuro lo tenemos encima y tenemos que reforzar el transporte público para generar una movilidad activa que nos permita llegar a una ciudad compacta, que podemos llamar la ciudad de los 15 minutos”, apuntó.

Destacó que el papel del gobierno será importante para la recuperación del transporte público, quizá el más golpeado por el Covid-19, y generar esquemas claros y confiables de financiamiento para ampliar el servicio.

Julián Sastre González, director de la Consultora ALOMON y Presidente del Instituto de Movilidad de España, dijo que el reto es apostar por transporte colectivo y la electromovilidad, así como aumentar el uso de la bicicleta pública, pues con ello se contribuirá a mejorar la movilidad en las ciudades.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

“La movilidad activa debe estar en la cúspide, porque son además sostenibles y saludables, y es inteligente por su aplicación que la convierte en un sistema revolucionario, porque los proyectos de movilidad deben servir para crear ciudad”, apuntó.

Por su parte, Angélica Castro, directora internacional de Transconsult, destacó la importancia de reducir el uso de vehículos con bajas ocupaciones y fomentar la utilización de transporte público pues pese al confinamiento, se registró un incremento en los niveles de contaminación mundial.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem

El confinamiento social causado por la pandemia sanitaria creó un punto de inflexión en las dinámicas de movilidad, lo que debe generar estrategias para reducir los viajes de trabajo y a los centros educativos, pero sin llegar a la “no movilidad”.

Así lo expresaron expertos en transporte al participar en el 12° Congreso Internacional del Transporte (CIT 12), que organiza la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad (AMTM), quienes se pronunciaron por un transporte público adecuado eficiente y accesible a la economía de todas las personas en el que no haya distinciones para su uso.

Los expertos señalaron que debido a las medidas de confinamiento generadas por la crisis del Covid-19, los sistemas de transporte público en la Ciudad de México registraron la peor caída en su historia, con la pérdida del 80% de la demanda.

Se requiere una movilidad limpia, saludable y sustentable en la era post-covid, aseguró el director General de Urbanismo y Sistemas de Transporte (Ustran), Ángel Molinero, quien señaló que después de la pandemia, deberá “existir un transporte público adecuado eficiente y accesible a la economía de todas las personas en el que no haya distinciones para su uso”.

Durante la mesa de diálogo: “Rediseño de la movilidad para un nuevo futuro”, aseveró que tras el confinamiento, urge generar estrategias para reducir los viajes de trabajo y a los centros educativos, pero sin llegar a la “no movilidad”.

“El futuro lo tenemos encima y tenemos que reforzar el transporte público para generar una movilidad activa que nos permita llegar a una ciudad compacta, que podemos llamar la ciudad de los 15 minutos”, apuntó.

Destacó que el papel del gobierno será importante para la recuperación del transporte público, quizá el más golpeado por el Covid-19, y generar esquemas claros y confiables de financiamiento para ampliar el servicio.

Julián Sastre González, director de la Consultora ALOMON y Presidente del Instituto de Movilidad de España, dijo que el reto es apostar por transporte colectivo y la electromovilidad, así como aumentar el uso de la bicicleta pública, pues con ello se contribuirá a mejorar la movilidad en las ciudades.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

“La movilidad activa debe estar en la cúspide, porque son además sostenibles y saludables, y es inteligente por su aplicación que la convierte en un sistema revolucionario, porque los proyectos de movilidad deben servir para crear ciudad”, apuntó.

Por su parte, Angélica Castro, directora internacional de Transconsult, destacó la importancia de reducir el uso de vehículos con bajas ocupaciones y fomentar la utilización de transporte público pues pese al confinamiento, se registró un incremento en los niveles de contaminación mundial.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem

Metrópoli

Ya están las ofertas para el regalo del "Día del padre"

Los comercios presentaron sus ofertas, desde unos zapatos, corbatas, pantalones y camisas.

Mundo

Se acelera riesgo de hambre en el mundo

El Programa de Alimentación de la ONU responsabiliza a los conflictos armados, el cambio climático y la crisis económica