/ domingo 28 de febrero de 2021

Contrabando de azúcar perjudica a 2.4 millones de empleos en zonas rurales de México

Además, la evasión de impuestos por la importación de este producto se estima en 250 millones de pesos al año.

Luego que el Servicio de Administración Tributaria (SAT), advirtió que no se tolerará el contrabando técnico en la importación de azúcar al amparo de tratados Internacionales de libre comercio, la Cámara Nacional de las Industrias Azucarera y Alcoholera (CNIAA) denunció que la importación irregular de dulce afecta a la agroindustria de la caña de azúcar y perjudica tanto a cañeros e industriales que representan más de 2.4 millones de empleos directos e indirectos en zonas rurales de México.

Ya que cada año la evasión de impuestos a través del contrabando técnico en la importación del alimento supera a los ingresos por este concepto.

El SAT aseguró que durante el 2020, la importación de azúcar generó ingresos por 21 millones de pesos, y más de 4 millones en enero de este año, mientras que la evasión de impuestos por la importación de este producto se estima en 250 millones de pesos al año.

Ante estas acciones, la Cámara Azucarera tiene plena confianza en las firmes acciones tomadas por las autoridades aduaneras en defensa de esta agroindustria azucarera, y seguirá coadyuvando con las autoridades aduaneras en el combate a la ilegalidad en el marco del PROCAFIS así como en las Mesas de Combate a la Ilegalidad.

La CNIAA precisó que esa agroindustria genera 500 mil empleos directos en 269 municipios rurales ubicados en 15 Estados.

De ahí que esta organización empresarial agradece y apoya las acciones tomadas por el Servicio de Administración Tributaria y la Administración General de Aduanas para combatir el contrabando técnico de azúcar al territorio mexicano.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Y solicita formalmente que se investiguen otras posibles formas de contrabando técnico, como la presunta aplicación ilegal de la clasificación arancelaria con fines de evasión fiscal, entre otras.

Recordó que el sábado 27 de febrero el SAT emitió un comunicado de prensa anunciando que reforzó las acciones para combatir el contrabando técnico de azúcar, indicando que cualquier importación que se pretenda efectuar sin el pago de aranceles tendrá tanto sanciones administrativas como penales para importadores, agentes aduanales y demás personas involucradas, ya que el SAT estima la que la evasión de impuestos por importación de azúcar asciende a 250 millones de pesos anuales.

El SAT especificó que la importación de azúcar está sujeta al pago de impuestos, siendo falso que existan actualmente cupos o preferencias comerciales derivadas de los Tratados Internacionales, incluyendo el Tratado firmado entre México y los países de Centroamérica, ya que ilegalmente se habían aducido dichos mecanismos para evadir fraudulentamente los impuestos de importación de azúcar.

México es un país superavitario en la producción de azúcar, con un nivel de producción estimado oficialmente para este ciclo de aproximadamente 6 millones de toneladas, por lo cual el abasto nacional, que se estima en 4 millones de toneladas, se encuentra plenamente garantizado.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem

Luego que el Servicio de Administración Tributaria (SAT), advirtió que no se tolerará el contrabando técnico en la importación de azúcar al amparo de tratados Internacionales de libre comercio, la Cámara Nacional de las Industrias Azucarera y Alcoholera (CNIAA) denunció que la importación irregular de dulce afecta a la agroindustria de la caña de azúcar y perjudica tanto a cañeros e industriales que representan más de 2.4 millones de empleos directos e indirectos en zonas rurales de México.

Ya que cada año la evasión de impuestos a través del contrabando técnico en la importación del alimento supera a los ingresos por este concepto.

El SAT aseguró que durante el 2020, la importación de azúcar generó ingresos por 21 millones de pesos, y más de 4 millones en enero de este año, mientras que la evasión de impuestos por la importación de este producto se estima en 250 millones de pesos al año.

Ante estas acciones, la Cámara Azucarera tiene plena confianza en las firmes acciones tomadas por las autoridades aduaneras en defensa de esta agroindustria azucarera, y seguirá coadyuvando con las autoridades aduaneras en el combate a la ilegalidad en el marco del PROCAFIS así como en las Mesas de Combate a la Ilegalidad.

La CNIAA precisó que esa agroindustria genera 500 mil empleos directos en 269 municipios rurales ubicados en 15 Estados.

De ahí que esta organización empresarial agradece y apoya las acciones tomadas por el Servicio de Administración Tributaria y la Administración General de Aduanas para combatir el contrabando técnico de azúcar al territorio mexicano.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Y solicita formalmente que se investiguen otras posibles formas de contrabando técnico, como la presunta aplicación ilegal de la clasificación arancelaria con fines de evasión fiscal, entre otras.

Recordó que el sábado 27 de febrero el SAT emitió un comunicado de prensa anunciando que reforzó las acciones para combatir el contrabando técnico de azúcar, indicando que cualquier importación que se pretenda efectuar sin el pago de aranceles tendrá tanto sanciones administrativas como penales para importadores, agentes aduanales y demás personas involucradas, ya que el SAT estima la que la evasión de impuestos por importación de azúcar asciende a 250 millones de pesos anuales.

El SAT especificó que la importación de azúcar está sujeta al pago de impuestos, siendo falso que existan actualmente cupos o preferencias comerciales derivadas de los Tratados Internacionales, incluyendo el Tratado firmado entre México y los países de Centroamérica, ya que ilegalmente se habían aducido dichos mecanismos para evadir fraudulentamente los impuestos de importación de azúcar.

México es un país superavitario en la producción de azúcar, con un nivel de producción estimado oficialmente para este ciclo de aproximadamente 6 millones de toneladas, por lo cual el abasto nacional, que se estima en 4 millones de toneladas, se encuentra plenamente garantizado.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem