/ miércoles 27 de noviembre de 2019

Cero impunidad a la violencia de género en el Senado: Mónica Fernández Balboa

Presentan modelo integral que coordina esfuerzos entre diferentes áreas que integran la Cámara de representantes para erradicar este problema

No descansaremos hasta garantizar que todas las personas que colaboran en este espacio legislativo se sientan seguras, libres de violencia y discriminación, afirmó la presidenta del Senado de la República, Mónica Fernández Balboa.

Queremos mandar un mensaje claro de cero impunidad (a las agresiones contra mujeres) … estamos comprometidas y comprometidos con la erradicación de todos los tipos de violencia: física, verbal, psicológica, política, económica.

Al presentar el primer Protocolo para la Prevención, Atención y Sanción de la Violencia de Género al interior del Senado de la República, la legisladora dijo que se trata de un mecanismo para erradicar las agresiones contra las mujeres en este órgano del Congreso de la Unión.

Foto vía Twitter @monicaferbal

La presentación del Protocolo se llevó luego de la conferencia magistral que impartió Minou Tavárez Mirabal, hija de la activista Minerva Mirabal quien fue fundadora del movimiento para derrocar al presidente de la República Dominicana, Rafael Leónidas Trujillo.

En el evento, que se llevó a cabo en la antigua sede de la Cámara de Senadores, ubicada en Xicoténcatl, número 9, la senadora advirtió que en la medida en la que más mujeres ocupan cargos públicos y de elección popular, surgen mayores obstáculos que buscan restringir su participación, como la violencia política de género y el acoso al interior de espacios públicos protegidos como los congresos.

Mediante la Unidad Técnica para la Igualdad de Género del Senado, se elaboró un Protocolo que homologa los criterios para la prevención, atención efectiva a las víctimas de violencia.

Con ello, cada área participante tiene responsabilidades claras que evitan la duplicidad de acciones o “diligencias ociosas”. Así, dijo, se brinda a las víctimas el más amplio sentido de protección a su identidad, respeto y restitución de sus derechos.

Se trata -asentó- de que el trabajo en el Senado de la República pueda desarrollarse en un ambiente libre de discriminación y de violencia, acompañado de un plan de prevención, campañas permanentes de difusión para la sensibilización y capacitación permanente del personal en materia de violencia de género.

No descansaremos, que quede muy claro, no descansaremos hasta garantizar que todas las personas que colaboran en este espacio legislativo nos sintamos seguras, libres de toda violencia y discriminación, considerándolo siempre un espacio de solidaridad, compañerismo y respeto mutuo.

Fernández Balboa destacó que la Contraloría Interna llevará a cabo procesos claros para la presentación de denuncias y sanciones por la violencia de género ejercida.

Sulma Eunice Campos Mata, titular de la Unidad Técnica para la Igualdad de Género, explicó que el Protocolo conjunta todos los mecanismos previamente establecidos en el Senado para atender y sancionar todos los tipo de violencia por razones de género.

Se trata de un modelo integral que coordina los esfuerzos de las áreas de Recursos Humanos, Asuntos Jurídicos, Contraloría Interna y todas las áreas que integran los Órganos de Gobierno del Senado de la República, para erradicar este problema.

Además, incorpora la opinión técnica que fortalece los argumentos y valoración de las víctimas. El mecanismo, asentó, está dirigido a todo el personal que forma parte del Senado: senadoras y senadores, personal de base, sindicalizado, comunidad de apoyo, becarios, prestadores de servicios y todo aquel que tenga relación o vínculo con la Cámara, independientemente del tipo de contratación que se tenga.

La presentación de este mecanismo forma parte de las acciones de la Cámara de Senadores en el marco de los 16 días de activismo en contra la violencia de género.

La profesora y política dominicana, Minou Tavárez Mirabal, hija de los héroes nacionales Manolo Tavárez Justo y Minerva Mirabal, fundadores del Movimiento Revolucionario 14 de Junio que buscaba el derrocamiento del dictador Rafael Leónidas Trujillo en República Dominicana, señaló que la pobreza extrema a nivel global sigue teniendo nombre de mujer.

JLP

No descansaremos hasta garantizar que todas las personas que colaboran en este espacio legislativo se sientan seguras, libres de violencia y discriminación, afirmó la presidenta del Senado de la República, Mónica Fernández Balboa.

Queremos mandar un mensaje claro de cero impunidad (a las agresiones contra mujeres) … estamos comprometidas y comprometidos con la erradicación de todos los tipos de violencia: física, verbal, psicológica, política, económica.

Al presentar el primer Protocolo para la Prevención, Atención y Sanción de la Violencia de Género al interior del Senado de la República, la legisladora dijo que se trata de un mecanismo para erradicar las agresiones contra las mujeres en este órgano del Congreso de la Unión.

Foto vía Twitter @monicaferbal

La presentación del Protocolo se llevó luego de la conferencia magistral que impartió Minou Tavárez Mirabal, hija de la activista Minerva Mirabal quien fue fundadora del movimiento para derrocar al presidente de la República Dominicana, Rafael Leónidas Trujillo.

En el evento, que se llevó a cabo en la antigua sede de la Cámara de Senadores, ubicada en Xicoténcatl, número 9, la senadora advirtió que en la medida en la que más mujeres ocupan cargos públicos y de elección popular, surgen mayores obstáculos que buscan restringir su participación, como la violencia política de género y el acoso al interior de espacios públicos protegidos como los congresos.

Mediante la Unidad Técnica para la Igualdad de Género del Senado, se elaboró un Protocolo que homologa los criterios para la prevención, atención efectiva a las víctimas de violencia.

Con ello, cada área participante tiene responsabilidades claras que evitan la duplicidad de acciones o “diligencias ociosas”. Así, dijo, se brinda a las víctimas el más amplio sentido de protección a su identidad, respeto y restitución de sus derechos.

Se trata -asentó- de que el trabajo en el Senado de la República pueda desarrollarse en un ambiente libre de discriminación y de violencia, acompañado de un plan de prevención, campañas permanentes de difusión para la sensibilización y capacitación permanente del personal en materia de violencia de género.

No descansaremos, que quede muy claro, no descansaremos hasta garantizar que todas las personas que colaboran en este espacio legislativo nos sintamos seguras, libres de toda violencia y discriminación, considerándolo siempre un espacio de solidaridad, compañerismo y respeto mutuo.

Fernández Balboa destacó que la Contraloría Interna llevará a cabo procesos claros para la presentación de denuncias y sanciones por la violencia de género ejercida.

Sulma Eunice Campos Mata, titular de la Unidad Técnica para la Igualdad de Género, explicó que el Protocolo conjunta todos los mecanismos previamente establecidos en el Senado para atender y sancionar todos los tipo de violencia por razones de género.

Se trata de un modelo integral que coordina los esfuerzos de las áreas de Recursos Humanos, Asuntos Jurídicos, Contraloría Interna y todas las áreas que integran los Órganos de Gobierno del Senado de la República, para erradicar este problema.

Además, incorpora la opinión técnica que fortalece los argumentos y valoración de las víctimas. El mecanismo, asentó, está dirigido a todo el personal que forma parte del Senado: senadoras y senadores, personal de base, sindicalizado, comunidad de apoyo, becarios, prestadores de servicios y todo aquel que tenga relación o vínculo con la Cámara, independientemente del tipo de contratación que se tenga.

La presentación de este mecanismo forma parte de las acciones de la Cámara de Senadores en el marco de los 16 días de activismo en contra la violencia de género.

La profesora y política dominicana, Minou Tavárez Mirabal, hija de los héroes nacionales Manolo Tavárez Justo y Minerva Mirabal, fundadores del Movimiento Revolucionario 14 de Junio que buscaba el derrocamiento del dictador Rafael Leónidas Trujillo en República Dominicana, señaló que la pobreza extrema a nivel global sigue teniendo nombre de mujer.

JLP

Policiaca

Al menos cinco balazos le cortaron la vida en Álvaro Obregón

El cuerpo quedó recostado junto a un automóvil con cromática de Taxi