/ lunes 28 de septiembre de 2020

Recibe alta médica niño lesionado por bala perdida en Chimalhuacán

El menor de edad pasó 21 días al interior de un nosocomio en Ixtapaluca tras ser lesionado de gravedad en el rostro

Luego de debatirse entre la vida y la muerte el pequeño Dilan de tan solo seis años de edad, recibió alta médica por parte de personal del Hospital de Alta Especialidad de Ixtapaluca donde fue ingresado tras recibir una bala perdida mientras dormía en su casa el pasado 6 de septiembre.

El infante pasó 21 días bajo observación médica en el que, de acuerdo a información de las autoridades del municipio de Chimalhuacán, “el menor se encuentra estable, evoluciona favorablemente, sin presentar secuelas. Los doctores estiman que podrán realizar sus actividades de forma ordinaria ”.

El menor de edad recibió un impacto de una bala perdida el cual desempeño el techo de la lámina de su vivienda para terminar en la cuenca de su ojo izquierdo. La tragedia se suscitó al interior de su domicilio ubicado en la colonia Acuitlapilco, en la zona oriente del municipio de Chimalhuacán.

A través de un comunicado autoridades de ese municipio informaron que el menor fue dado de alta y trasladado a su domicilio donde se reencontró con sus familiares.

Las autoridades informaron que continuarán con las investigaciones encabezadas por la Fiscalía General de Justicia del Estado de México a fin de dar con el paradero de los responsables de este cobarde acto.

Agregaron que brindarán apoyo psicológico y jurídico al menor ya sus familiares, además de que el gobierno local cubrirá los gastos que generará una próxima cirugía en el cual se le colocará una placa de titanio al infante.

Luego de debatirse entre la vida y la muerte el pequeño Dilan de tan solo seis años de edad, recibió alta médica por parte de personal del Hospital de Alta Especialidad de Ixtapaluca donde fue ingresado tras recibir una bala perdida mientras dormía en su casa el pasado 6 de septiembre.

El infante pasó 21 días bajo observación médica en el que, de acuerdo a información de las autoridades del municipio de Chimalhuacán, “el menor se encuentra estable, evoluciona favorablemente, sin presentar secuelas. Los doctores estiman que podrán realizar sus actividades de forma ordinaria ”.

El menor de edad recibió un impacto de una bala perdida el cual desempeño el techo de la lámina de su vivienda para terminar en la cuenca de su ojo izquierdo. La tragedia se suscitó al interior de su domicilio ubicado en la colonia Acuitlapilco, en la zona oriente del municipio de Chimalhuacán.

A través de un comunicado autoridades de ese municipio informaron que el menor fue dado de alta y trasladado a su domicilio donde se reencontró con sus familiares.

Las autoridades informaron que continuarán con las investigaciones encabezadas por la Fiscalía General de Justicia del Estado de México a fin de dar con el paradero de los responsables de este cobarde acto.

Agregaron que brindarán apoyo psicológico y jurídico al menor ya sus familiares, además de que el gobierno local cubrirá los gastos que generará una próxima cirugía en el cual se le colocará una placa de titanio al infante.

Sociedad

Más de mil 200 soldados murieron bajo el mando de Cienfuegos

Agresiones con arma de fuego, accidentes aéreos y automovilísticos y caídas, entre las causas de muerte

Finanzas

La inversión española no se va de México: Antonio Basagoiti

Mejorar el clima de negocios en México puede acelerar la llegada de capital europeo, dice Antonio Basagoiti

Sociedad

Maquilas de la frontera, en alerta roja por rebrote de Covid

En la compañía DataProducts en Mexicali, se han registrado 22 personas contagiadas

Finanzas

ASA le quita a Interjet el crédito para comprar turbosina

Desde abril, la aerolínea tiene que pagar por adelantado el combustible, debido a su deuda con la paraestatal

Política

El PRI no está muerto: Alejandro Moreno

El presidente del partido destacó las victorias electorales que tuvieron en Coahuila e Hidalgo

Sociedad

Aumenta migración de mujeres por violencia de género

De acuerdo con datos de la Comar, la mayoría procede de países como Honduras, El Salvador y Guatemala