/ miércoles 23 de febrero de 2022

Amazonia brasileña, en la mira de las mineras

Impulsadas por bancos, compañías canadienses, británicas y brasileñas buscan expandirse por tierras indígenas protegidas

RÍO DE JANEIRO. Impulsadas por miles de millones de dólares de bancos internacionales y firmas de inversión, grandes compañías mineras buscan expandirse por tierras indígenas protegidas en la selva amazónica de Brasil, sostiene un informe.

Nueve mineras gigantes, entre ellas la brasileña Vale, la británica Anglo American y la canadiense Belo Sun, presentaron solicitudes de autorización para explotar reservas indígenas en Brasil, a pesar de que actualmente es ilegal, según un informe de la ONG ambientalista Amazon Watch y la Asociación de los Pueblos Indígenas de Brasil (APIB).


Varias de las empresas señaladas en el informe negaron las acusaciones.

Según este, las compañías apuestan a que el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, logrará que se aprueben los proyectos presentados por su gobierno para abrir las tierras protegidas a la minería.

Hasta noviembre, las empresas tenían un total de 225 solicitudes mineras activas ante la Agencia Nacional de Minería de Brasil, que coinciden en 34 tierras indígenas, para un área total de más de tres veces el tamaño de Londres, afirman.

“Los daños ambientales y las amenazas contra la vida de los pueblos de la selva por las actividades mineras son brutales y sólo han empeorado bajo la administración de Bolsonaro”, dijo en un comunicado Ana Paula Vargas, directora del programa para Brasil de Amazon Watch.

“Con la selva tropical a punto del colapso ecológico, debemos involucrar a todos los actores detrás de esta industria”.

El informe revela que las mineras, entre las que también figuran Glencore, AngloGold Ashanti, Rio Tinto, Potassio do Brasil y Grupo Minsur, recibieron un total de 54 mil 100 millones de dólares en financiación de inversores internacionales durante los últimos cinco años para sus operaciones en Brasil.

El texto insta a los bancos y firmas financieras que respaldan esas empresas a retirarse de ellas, con el argumento de que muchas también tienen un historial de violaciones de derechos humanos y de destrucción ambiental.

Los principales financistas de las nueve empresas mineras incluyen a las firmas estadounidenses BlackRock, Capital Group y Vanguard, que invirtieron 14 mil 800 millones de dólares en ellas durante los últimos cinco años, según el informe.



ESCUCHA EL PODCAST⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music

RÍO DE JANEIRO. Impulsadas por miles de millones de dólares de bancos internacionales y firmas de inversión, grandes compañías mineras buscan expandirse por tierras indígenas protegidas en la selva amazónica de Brasil, sostiene un informe.

Nueve mineras gigantes, entre ellas la brasileña Vale, la británica Anglo American y la canadiense Belo Sun, presentaron solicitudes de autorización para explotar reservas indígenas en Brasil, a pesar de que actualmente es ilegal, según un informe de la ONG ambientalista Amazon Watch y la Asociación de los Pueblos Indígenas de Brasil (APIB).


Varias de las empresas señaladas en el informe negaron las acusaciones.

Según este, las compañías apuestan a que el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, logrará que se aprueben los proyectos presentados por su gobierno para abrir las tierras protegidas a la minería.

Hasta noviembre, las empresas tenían un total de 225 solicitudes mineras activas ante la Agencia Nacional de Minería de Brasil, que coinciden en 34 tierras indígenas, para un área total de más de tres veces el tamaño de Londres, afirman.

“Los daños ambientales y las amenazas contra la vida de los pueblos de la selva por las actividades mineras son brutales y sólo han empeorado bajo la administración de Bolsonaro”, dijo en un comunicado Ana Paula Vargas, directora del programa para Brasil de Amazon Watch.

“Con la selva tropical a punto del colapso ecológico, debemos involucrar a todos los actores detrás de esta industria”.

El informe revela que las mineras, entre las que también figuran Glencore, AngloGold Ashanti, Rio Tinto, Potassio do Brasil y Grupo Minsur, recibieron un total de 54 mil 100 millones de dólares en financiación de inversores internacionales durante los últimos cinco años para sus operaciones en Brasil.

El texto insta a los bancos y firmas financieras que respaldan esas empresas a retirarse de ellas, con el argumento de que muchas también tienen un historial de violaciones de derechos humanos y de destrucción ambiental.

Los principales financistas de las nueve empresas mineras incluyen a las firmas estadounidenses BlackRock, Capital Group y Vanguard, que invirtieron 14 mil 800 millones de dólares en ellas durante los últimos cinco años, según el informe.



ESCUCHA EL PODCAST⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music

Archivos Secretos

Caso El Cobrador: Lo encontraron flotando en un río después de un mes de su desaparición

Era un hombre bueno, amante y esposo y tenía un cariño inmenso por el hijito de cinco años; la policía no descansaría hasta descubrir a los salvajes criminales que lo sacrificaron

República

Múltiples ataques armados convirtieron a Ciudad Juárez en un infierno [Video]

La ola de violencia secuestró a los habitantes de la capital de Chihuahua, de manera extraoficial se habla hasta de 11 víctimas.