/ martes 22 de octubre de 2019

Recomposición de la seguridad en la capital: PRI-CDMX

Momento de regresar a la tranquilidad

Las estrategias en la Ciudad de México tendientes a proteger a la población y regresarle la tranquilidad a cada persona en cualquier punto de la metrópoli, deben ser objeto de revisión ante el cambio de titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), sostuvo el delegado en funciones del presidente del Comité Directivo del PRI en la capital del país, Francisco Olvera Ruiz.

Refirió que la llegada de Omar Hamid García Harfuch a la dependencia citadina, podría ser el inicio de que las cosas en materia de seguridad se comiencen a recomponer, debido a que tiene experiencia y conocimiento del tema a diferencia de su antecesor Jesús Orta Martínez.

En referencia a los cambios en la SSC, consideró que ahora se aprecia que el nuevo titular sí es especialista en el área y el anterior, “no sabía de eso nada”, ahora hay que ver si las estrategias son las adecuadas.

Se mostró a favor de una revisión de la política de seguridad por parte de la administración que encabeza la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo para determinar qué es lo que se deber cambiar para devolverle la tranquilidad a la ciudadanía.

Olvera Ruiz, al abordar el tema de la inseguridad que se vive a nivel nacional, catalogó de “adecuada en un extremo”, la medida que tomó el gobierno federal a cargo del Presidente Andrés Manuel López Obrador, de dejar en libertad al presunto delincuente Ovidio Guzmán, detenido en Culiacán, Sinaloa, el jueves pasado y que ocasionó verdadero estado de sitio.

“Habrá que analizar lo que pasó previamente, pues todos los días hay reunión del gabinete de seguridad y ese día no se realizó. El operativo fue mal planeado y tardaron horas en avisarle al Presidente lo que sucedía en Culiacán, que deja en claro que las decisiones de Alfonso Durazo (titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana) no fueron las adecuadas e incluso se pasó por alto al mismo Mandatario.

Ante ello, yo pregunto: ¿quién gobierna? Cuando se toma protesta se jura cumplir y hacer la ley, pero parece que a la actual administración sólo le interesa ejercer el presupuesto”, definió.

Por otra parte, el dirigente priísta señaló que la aprobación de la Ley de Ingresos 2020 en la Cámara de Diputados, demostró la falta de voluntad política de la actual administración, el desconocimiento de la economía y la cerrazón total de la Secretaría de Hacienda.

Señaló que por ello, en un acto de congruencia el Revolucionario Institucional en el Congreso, se opuso a su aprobación, porque no cumple ni atiende las necesidades que enfrenta el país.

Francisco Olvera, precisó que, con dicha ley, el gobierno atenta contra la estabilidad económica del país y abre un boquete en la economía familiar y la generación de empleos, así como en el desarrollo del campo mexicano.

Dijo que México requiere de más y mejores empleos y la única forma de lograrlo es incentivando la inversión pública y privada, algo que no promueve la nueva ley.

Estimó que es una agresión contra los empresarios la aprobación de la ley, que considera un delito la facturación ilegal.

Consideró que algo sumamente grave es que se recortarán los apoyos en todos los sectores, y nadie sabe a qué bolso se dirige el dinero, por lo que no es difícil prever que el próximo año el panorama de la economía esté más cerrado y los problemas sean mayores.

EGS

Las estrategias en la Ciudad de México tendientes a proteger a la población y regresarle la tranquilidad a cada persona en cualquier punto de la metrópoli, deben ser objeto de revisión ante el cambio de titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), sostuvo el delegado en funciones del presidente del Comité Directivo del PRI en la capital del país, Francisco Olvera Ruiz.

Refirió que la llegada de Omar Hamid García Harfuch a la dependencia citadina, podría ser el inicio de que las cosas en materia de seguridad se comiencen a recomponer, debido a que tiene experiencia y conocimiento del tema a diferencia de su antecesor Jesús Orta Martínez.

En referencia a los cambios en la SSC, consideró que ahora se aprecia que el nuevo titular sí es especialista en el área y el anterior, “no sabía de eso nada”, ahora hay que ver si las estrategias son las adecuadas.

Se mostró a favor de una revisión de la política de seguridad por parte de la administración que encabeza la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo para determinar qué es lo que se deber cambiar para devolverle la tranquilidad a la ciudadanía.

Olvera Ruiz, al abordar el tema de la inseguridad que se vive a nivel nacional, catalogó de “adecuada en un extremo”, la medida que tomó el gobierno federal a cargo del Presidente Andrés Manuel López Obrador, de dejar en libertad al presunto delincuente Ovidio Guzmán, detenido en Culiacán, Sinaloa, el jueves pasado y que ocasionó verdadero estado de sitio.

“Habrá que analizar lo que pasó previamente, pues todos los días hay reunión del gabinete de seguridad y ese día no se realizó. El operativo fue mal planeado y tardaron horas en avisarle al Presidente lo que sucedía en Culiacán, que deja en claro que las decisiones de Alfonso Durazo (titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana) no fueron las adecuadas e incluso se pasó por alto al mismo Mandatario.

Ante ello, yo pregunto: ¿quién gobierna? Cuando se toma protesta se jura cumplir y hacer la ley, pero parece que a la actual administración sólo le interesa ejercer el presupuesto”, definió.

Por otra parte, el dirigente priísta señaló que la aprobación de la Ley de Ingresos 2020 en la Cámara de Diputados, demostró la falta de voluntad política de la actual administración, el desconocimiento de la economía y la cerrazón total de la Secretaría de Hacienda.

Señaló que por ello, en un acto de congruencia el Revolucionario Institucional en el Congreso, se opuso a su aprobación, porque no cumple ni atiende las necesidades que enfrenta el país.

Francisco Olvera, precisó que, con dicha ley, el gobierno atenta contra la estabilidad económica del país y abre un boquete en la economía familiar y la generación de empleos, así como en el desarrollo del campo mexicano.

Dijo que México requiere de más y mejores empleos y la única forma de lograrlo es incentivando la inversión pública y privada, algo que no promueve la nueva ley.

Estimó que es una agresión contra los empresarios la aprobación de la ley, que considera un delito la facturación ilegal.

Consideró que algo sumamente grave es que se recortarán los apoyos en todos los sectores, y nadie sabe a qué bolso se dirige el dinero, por lo que no es difícil prever que el próximo año el panorama de la economía esté más cerrado y los problemas sean mayores.

EGS