/ martes 4 de agosto de 2020

Fue alcanzado por un rayo tras aguacero Cuautitlán Izcalli

El menor y unos familiares se protegían debajo de un árbol

Cuautitlán Izcalli, Estado de México.- Un niño de entre 12 y 13 años de edad resultó gravemente lesionado con quemaduras de segundo y tercer grado, luego de que durante el torrencial aguacero que cayó la tarde de ayer, fue alcanzado por un rayo.

Autoridades policíacas informaron que de acuerdo a las primeras investigaciones que se realizaron, el menor y unos familiares se protegían debajo de un árbol del torrencial aguacero que estaba cayendo, cuando fue alcanzado por un rayo, en calles del centro de este municipio.

A consecuencia de la fuerte descarga, el menor se desplomo y cayó sin sentido, por lo que de inmediato sus familiares lo auxiliaron y trataron de reanimarlo, pero como no respondía y tenía fuertes quemaduras en diferentes partes de su cuerpo, pidieron el auxilio de una ambulancia.

En atención al llamado de auxilio, en cuestión de minutos arribaron al lugar paramédicos de Protección Civil y del H. cuerpo de Bomberos, quienes luego de que le brindaron los primeros auxilios, por la gravedad de sus lesiones, lo trasladaron en una ambulancia al Hospital de Traumatología de Lomas Verdes, en el municipio de Naucalpan para que recibiera la atención médica necesaria, ya que su estado de salud era sumamente grave.

Cuautitlán Izcalli, Estado de México.- Un niño de entre 12 y 13 años de edad resultó gravemente lesionado con quemaduras de segundo y tercer grado, luego de que durante el torrencial aguacero que cayó la tarde de ayer, fue alcanzado por un rayo.

Autoridades policíacas informaron que de acuerdo a las primeras investigaciones que se realizaron, el menor y unos familiares se protegían debajo de un árbol del torrencial aguacero que estaba cayendo, cuando fue alcanzado por un rayo, en calles del centro de este municipio.

A consecuencia de la fuerte descarga, el menor se desplomo y cayó sin sentido, por lo que de inmediato sus familiares lo auxiliaron y trataron de reanimarlo, pero como no respondía y tenía fuertes quemaduras en diferentes partes de su cuerpo, pidieron el auxilio de una ambulancia.

En atención al llamado de auxilio, en cuestión de minutos arribaron al lugar paramédicos de Protección Civil y del H. cuerpo de Bomberos, quienes luego de que le brindaron los primeros auxilios, por la gravedad de sus lesiones, lo trasladaron en una ambulancia al Hospital de Traumatología de Lomas Verdes, en el municipio de Naucalpan para que recibiera la atención médica necesaria, ya que su estado de salud era sumamente grave.