Exigieron dinero a un conductor para remitirlo al corralón y quitarle puntos de su licencia

Policías extorsionadores consignados por la PGJ Capitalina

  • admin
  • en Policía

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

La Prensa en Línea

Ciudad de México.- Héctor de Jesús Pérez Bárcenas y Luis Felipe Valadez Jaramillo, policías de tránsito, acusados de pedirle dinero a un automovilista para no infraccionarlo, fueron consignados por la Procuraduría General de Justicia capitalina ante un Juez Penal de primera instancia, por el delito de extorsión agravada en grado de tentativa.

De acuerdo con la Fiscalía para la Investigación de los Delitos Cometidos por Servidores Públicos que inició la averiguación previa correspondiente, Héctor de Jesús está adscrito a la Dirección de Operación Vial, Zona 4 Sur; mientras que Luis Felipe pertenece a la Dirección de Infracciones con Dispositivos Móviles, ambos de la Secretaría de Seguridad Pública local.

Consta en el expediente que el 25 de mayo pasado, los inculpados en compañía de dos policías preventivos detuvieron al conductor de un auto por una falta al Reglamento de Tránsito de la Ciudad de México.

Los indiciados le pidieron al denunciante una cantidad de dinero para dejarlo ir o de lo contrario lo infraccionarían, remitirían al corralón y le quitarían seis puntos de su licencia de conducir.

La víctima se negó a dar el efectivo y los denunció con elementos de Inspección Policial de la SSP capitalina que constantemente realizan operativos para detectar anomalías en el servicio a la ciudadanía, quienes los detuvieron y pusieron a disposición del Ministerio Público.

Con las pruebas recabadas y la imputación directa del agraviado, la representación social determinó consignar a Héctor de Jesús Pérez Bárcenas y Luis Felipe Valadez Jaramillo ante un Juez del Reclusorio Preventivo Varonil Norte, y dejó un desglose por la partición de los otros dos uniformados.

Esta información se emite en términos del Artículo 11 de la Ley de Protección de Datos Personales para la Ciudad de México.

Los presentados tienen el carácter de probables responsables, lo que no implica una sanción penal hasta que lo determine la autoridad jurisdiccional.