Usuario ciego cayó a las vías en el metro Chabacano

  • Prensa OEM
  • en Policía

Por Sergio PÉREZTREJO

Con heridas por electrocución en la mano izquierda, resultó un hombre ciego de 38 años, que cayó y tocó la alta tensión de las vías del Metro Chabacano, quien fue trasladado a un hospital. Lo sucedido es reflejo de la falta de un protocolo de protección y asistencia para los invidentes, que al entrar al Metro se las arreglan como pueden.

Se informó que elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, pertenecientes a la Policía Bancaria e Industrial, apoyaron a una persona con discapacidad audiovisual que cayó accidentalmente a las vías del Sistema de Transporte Colectivo Metro (STC-M), y resultó con heridas al recibir una descarga eléctrica.

Alrededor de las 16:45 horas del domingo, los policías que realizaban labores de seguridad y vigilancia en el andén de la estación del Metro Chabacano, correspondiente a la línea 8, ubicado en la colonia Vista Alegre, alcaldía Cuauhtémoc, escucharon una explosión en el área con dirección hacia la terminal Garibaldi, por lo que de inmediato se acercaron al punto.

Al llegar se percataron que una persona había caído a las vías del tren y también observaron que traía consigo un bastón, el cual al hacer contacto con el riel ocasionó la explosión.

Los oficiales de la SSC activaron los “protocolos de emergencia” ante situaciones de riesgo para rescatar al hombre de 38 años de edad, y solicitaron la presencia del servicio médico para que fuera valorado.

Paramédicos de una ambulancia particular diagnosticaron a la persona con heridas por electrocución en la mano izquierda, por lo que debido a la gravedad de sus lesiones, fue canalizado al hospital Rubén Leñero para recibir atención especializada.

Es de resaltar que no hay o no se ven, “protocolos” para evitar que sufran accidentes las personas ciegas, ya que desde que ingresan a las instalaciones del Metro, ningún uniformado está al pendiente de ellas, durante su desplazamiento hasta que ingresan al vagón. Prácticamente los dejan solos a su suerte, como si tuvieran el sentido de la vista como cualquier otro usuario.

Ya cuando sucede la tragedia “aplican protocolos de seguridad”…. “después del niño ahogado”.

 

TAMBIÉN PUEDES LEER: