iSUERTUDO

  • La Prensa
  • en Policía

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

Aurelio Sánchez.

Por más increíble que parezca, ayer un hombre corrió con algo de “suerte”, primero al robar en una tienda departamental y después huir y arrojarse de una altura de cuatro metros aproximadamente, y sobrevivir al fuerte golpe y ser trasladado al hospital de Xoco, para terminar en el “tambo”, al ser detenido por las autoridades.
“La rata” pagó cara su osadía, pues el monto de lo robado no rebasó ni los mil pesos.
Este increíble suceso ocurrió a las 13:50 horas de ayer viernes, cuando Adrián “N”, de 34 años de edad, ingresó a la tienda Walmart que se ubica en Calzada de Tlalpan, esquina con Lago Poniente, Colonia Del Lago, perteneciente a la Delegación Benito Juárez, de donde sustrajo ropa interior, así como desodorantes y un chaleco y, al llegar a la caja registradora, burló al cobrador y salió huyendo hacía la rampa de acceso aventándose y caer de cabeza, lo que sólo lo dejó lesionado.
Al arribar al lugar, la patrulla de la Secretaria de Seguridad Pública capitalina (SSP CDMX) solicitó apoyo médico correspondiente y pocos minutos después, llegó la ambulancia de la Cruz Roja, a cargo del paramédico Jorge Portillo con cuatro elementos más.
Al hacer la revisión del lesionado, los paramédicos diagnosticaron traumatismo craneoencefálico, y trasladaron al individuo a la clínica de Xoco, para su atención médica, también arribó el ministerio público, para iniciar la investigación ante las autoridades de la delegación territorial BJU-2.
La parte acusadora, fueron dos empleados de la misma tienda departamental, David “N” 23 años de edad, y Pedro “N”, de protección de activos y de seguridad privada, respectivamente, quienes atestiguaron los hechos.