Preocupa a víctimas la liberación de secuestradores

  • La Prensa
  • en Policía

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

Por Noel Alvarado

México.- Un caso más de indignación que pone en entredicho la procuración de justicia en México, ocurrió en la Sexto Tribunal Colegiado, donde a través de un amparo, los magistrados ordenaron la liberación del secuestrador Raúl Martínez Gutiérrez, quién pese a que fue sentenciado en primera instancia a 60 años de prisión, sólo estuvo 7 años preso y, ahora se encuentra en las calles, lo que representa una amenaza para la sociedad.

Y, es que Raúl Martínez Gutiérrez, fue acusado y enfrentó un proceso penal por el delito de secuestro, al privar de su libertad a las hermanas Martha, Esther y Susana Laguna Aburto, quienes estuvieron durante 30 días encerradas y sometidas a tortura sicológica, a quienes en todo momento amenazaban con matarlas si su familia no pagaban millonario rescate.

Pero, no sólo fue eso, sino que los secuestradores, entre ellos, Raúl Martínez Gutiérrez, le cortaron dos dedos a Martha, Esther y Susana Laguna Aburto, quienes vivieron un infierno durante su cautiverio. El daño causado a ellas y su familia no fue sólo físico, sino también sicológico y moral.

Una de las víctimas, Esther Laguna reveló que fueron secuestradas el 24 de abril de 2009. Dijo que durante casi un mes, las tres fueron sometidas a maltratos, vejaciones, insultos y mutilación. Además, criticó la actuación de las autoridades que pusieron en libertad a Raúl Martínez Gutiérrez.

Su hermana, Martha Laguna -quien también fue mutilada-, pidió a las autoridades que se haga justicia y que éste no sea un caso más que queda impune, tras la liberación de su secuestrador Raúl Martínez Gutiérrez.

Al respecto, la presidenta de Alto al Secuestro, Isabel Miranda de Wallace, denunció la liberación de Raúl Martínez Gutiérrez, quien había había confesado su participación en un secuestro.

Miranda de Wallace, denunció que Raúl Martínez Gutiérrez, quien estuvo implicado en el plagio de las hermanas Martha, Esther y Susana Laguna Aburto, y en la mutilación de las víctimas, dijo que de manera sospechosa y otra vez amparado por un tecnicismo legal, el Sexto Tribunal Colegiado liberó a ese sujeto, que ya había sido condenado a 60 años de prisión por la Quinta Sala del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México.