Diabetes está pasado de ser una emergencia sanitaria a una financiera

Foto ilustrativa

Diabetes está pasado de ser una emergencia sanitaria a una financiera

  • La Prensa
  • en México

 

Por: Genoveva Ortiz / GB

Riviera Maya.- En México, la diabetes está pasando de ser una emergencia sanitaria a una emergencia financiera, lo que está llevando a tomar importantes decisiones, entre invertir en salud o pagar por la enfermedad.

Se estima que por cada 100 pesos gastados en la atención a la diabetes, 93 pesos se destinan a la atención de las complicaciones y sólo 7 pesos se invierten en tratamiento y consultas, informó Yiannis Mallis, vicepresidente y director general de Novo Nordisk México.

Indicó que con el costo que tiene hoy en día el manejo de la diabetes, se estima que para el año 2030 se necesitará triplicar el presupuesto actual en salud para atender la enfermedad y sus complicaciones.

Durante el foro “Diabetes y Obesidad”, Novo Nordisk Leaders Summit 2019, el especialista señaló que como el 84% de las personas que viven con diabetes están en edad productiva, la enfermedad está teniendo un impacto que perjudica a la productividad de México debido a ausencia, discapacidad y muerte prematura. Se estima que la diabetes tiene un impacto negativo en el producto interno bruto (PIB) de 2.25% anual.

Se registró sismo de 5.1 grados en Técpan, Guerrero

Indicó que el costo para la sociedad es causado principalmente por el bajo control de esta enfermedad. Sólo el 22% tiene sus niveles de recomendada (7%), y el 78% restante puede desarrollar complicaciones como retinopatía, nefropatía, amputaciones y complicaciones cardiovasculares, debido al manejo no adecuado del padecimiento.

“El sistema de salud está gastando en las complicaciones, cuando mejor sería invertir en prevenir a que éstas aparezcan, indicó Yiannis Mallis al precisar que los 41,386 millones utilizados en atención médica para diabetes mellitus, corresponden a la mayor cantidad registrada para las 6 enfermedades crónico-degenerativas de alto impacto en el IMSS.

La diabetes concentra el 53% del total del gasto en estas enfermedades, la hipertensión arterial el 28%, la insuficiencia renal crónica terminal el 13%, el cáncer de mama 4%, y los cánceres de próstata y cérvico-uterino el 2% restante. Este gasto no incluye el costo de medicamentos.

El gasto de medicamento antidiabético representa entre el 1 y 4% del costo total de atención, por lo que son las complicaciones las que están transformando a la diabetes de una emergencia sanitaria a una emergencia financiera, apunto Yannis Mallis.

TE RECOMENDAMOS: 

Pide Presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación cambiar la cultura machista