El colectivo Fuiste Tú?, integrado por Data Cívica, Transparencia Mexicana, Oxfam, Integralia, entre otras, analizó las mil 879 fiscalizaciones realizadas por la Auditoría Superior de la Federación.

Analizan fiscalizaciones realizadas por la Auditoría Superior de la Federación

  • La Prensa
  • en México

GABRIELA JIMÉNEZ /EM

En el 2016 más de 95 millones de pesos de la cuenta pública no ha podido ser comprobado por 266 dependencias, entre las que destacan el financiamiento local de Chihuahua y las participaciones federales de Veracruz, Nuevo León y Quintana Roo. Y de nueva cuenta aparece el nombre de la Universidad Autónoma de Morelos.

El colectivo Fuiste Tú?, integrado por Data Cívica, Transparencia Mexicana, Oxfam, Integralia, entre otras, analizó las mil 879 fiscalizaciones realizadas por la Auditoría Superior de la Federación; como resultado; del cual concluyeron que las principales fugas de dinero gubernamental se hayan en los presupuestos estatales, municipales y programas de desarrollo.

El caso más preocupante es el de Chihuahua, quien en su Financiamiento Público Local fue auditado por 23 mil 400 millones de pesos, de los cuales no pudo justificar 10 mil 436 millones de pesos, es decir, casi el 50 por ciento de los recursos públicos.

La Universidad Autónoma del Estado de Morelos, no sólo volvió a aparecer en la lista negra, sino que se perfila como uno de los casos más agravantes; luego de que no logró comprobar más del 70 por ciento de sus gastos, de mil 186 millones de pesos auditados, no comprobó en que gastó 914 millones.

Otro caso alarmante fue el del Fideicomiso Nacional de Habitaciones Populares, quien no comprobó más del 60 por ciento, así como el municipio de Reynosa Tamaulipas con más del 84 por ciento de gastos sin justificar.

José Octavio López Presa, miembro del Comité de Participación Ciudadana del Sistema Nacional Anticorrupción, denunció que el manejo de estos recursos, tiene un impacto directo en la capacidad del gobierno para cubrir los servicios públicos, especialmente en agua potable y educación.

Por ejemplo, el Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal, percibe un presupuesto de mil 329 millones de pesos, de los cuales no se aclaró si en efecto fueron utilizados para alcantarillado y agua potable.

También advirtieron de irregularidades en el pago de nómina de los trabajadores del gobierno; de más 26 mil 663 millones de pesos destinados a las participaciones federales, aún se desconoce su paradero.