México se mantiene en primer lugar en embarazos adolescentes

FOTO: CUARTOSCURO

México se mantiene en primer lugar en embarazos adolescentes

  • La Prensa
  • en México

Arturo R. Pansza

A pesar de que el uso de métodos anticonceptivos entre mujeres en edad fértil es de casi 75 por ciento, México continúa en primer lugar de los países evaluados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) con el índice más alto de embarazos adolescentes, confirmó la secretaria de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, María Eugenia Ocampo Bedolla.

Por ello y, en el marco del Día Mundial de la Población que se conmemora este 11 de julio, la representante popular por el Partido Nueva Alianza, urgió a reforzar las campañas de planificación familiar responsable en el sector salud para abatir el embarazo adolescente y la mortalidad materna.

Dio cuenta que de acuerdo a la Secretaría de Salud (SSa), aunque la cifra de nacimientos en adolescentes se redujo de 11 mil casos en 2015 a 9 mil 500 en 2017, el tema es una tarea pendiente, toda vez que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) posiciona a México con una tasa de fecundidad de 77 nacimientos por cada mil jóvenes de 15 a 19 años de edad, una cifra alta todavía.

La representante popular expuso que, en el caso de los embarazos en mujeres menores de 19 años, persisten estas cifras debido a la falta de información sobre la planificación familiar y a los alcances del sector salud en cuanto a un mayor acercamiento con la gente de zonas marginadas.

Ocampo Bedolla demandó a la SSa, al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), y al Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), a unir esfuerzos para impulsar un mayor número de campañas de prevención de embarazos y planificación familiar, la cual, como lo sugiere la propia OMS, “no sólo permite espaciar o limitar los embarazos, sino también disminuye el riesgo de morir tanto para la madre como al neonato, además de que permite a las familias estar informadas sobre los servicios y el nivel de vida que podrían darles a sus hijos”.

Dijo que con todo y que la OMS estima que sólo el 40 por ciento de las mujeres embarazadas acuden a su clínica de salud para recibir atención prenatal adecuada, en el 2015 las cifras del INEGI apuntaron que hubo 34.6 defunciones de mujeres por cada 100 mil nacidos vivos, como resultado de la concientización y la planificación, lo que es un gran avance.

La legisladora turquesa apuntó que apoyar este derecho humano a la salud reproductiva ha logrado reducir la mortalidad materna e infantil de manera integral de forma considerable, ya que entre 1990 y 2015 disminuyó en un 88.7 por ciento, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Detalló que, en Nueva Alianza, siempre se velará porque se respeten los derechos de todas las personas a decidir, de manera libre y responsable, el número de hijos y el momento en que cada familia decida tenerlos, así como los servicios a los que por ley tienen acceso. Además se apuesta por pequeñas acciones que contribuyan a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos.

TE PUEDE INTERESAR

Embarazo adolescente problema de salud pública: OCDE