Obispos felicitan a AMLO por triunfo

Foto: Cuartooscuro

Obispos felicitan a AMLO por triunfo

Patricia Carrasco

Los obispos mexicanos felicitaron a Andrés Manuel López Obrador, a quien los resultados preliminares del Instituto Nacional Electoral han declarado ganador.
Y recordaron que la educación y el combate a la pobreza, la verdad y la libertad, el respeto a la diferencia y la búsqueda de consensos, son los caminos para vencer la desigualdad, el egoísmo y el abuso.
De ahí que subrayaron: “Todos estamos llamados a colaborar, de forma positiva con nuestras autoridades electas”.
Sólo podremos crear mejores condiciones de desarrollo para todos, afirmaron, si nos involucramos en primera persona, en el mejoramiento de nuestros municipios, entidades federativas y de toda la República Mexicana. Ningún gobernante por sí mismo tiene todas las ideas y todas las soluciones.
En un comunicado José Francisco Cardenal Robles Ortega Arzobispo de Guadalajara y Alfonso G. Miranda Guardiola, Obispo Auxiliar de Monterrey, presidente y secretario general de la Conferencia del Episcopado Mexicano, respectivamente, señalaron que es responsabilidad nuestra seguir participando cívicamente, siempre con respeto de los derechos humanos y del auténtico bien común.
El 1 de julio de 2018 millones de mexicanos ejercieron su derecho a votar para elegir nuevas autoridades civiles. La jornada fue en general, ordenada y serena. Detrás de este esfuerzo democrático está la dignidad y libertad de cada ser humano, llamado a participar en la vida social.
“Nuestro reconocimiento a las autoridades electorales, así como a todos los ciudadanos en general. Gobierno y sociedad, trabajando juntos, podemos hacer grandes cosas”, precisaron.
Los jerarcas católicos reprobaron los actos de violencia suscitados en algunas localidades del país, especialmente aquellos que atentaron en contra de la vida humana.
“Llamamos a todos los creyentes a unirnos en oración, para agradecer y consolidar este momento cívico-político”.
A los católicos, en especial, los exhortamos a redoblar su compromiso para que el testimonio de nuestra entrega y generosidad, iluminen la vida social, con el evangelio de la vida, de la paz y de la solidaridad.
Seguiremos implorando la protección maternal de Santa María de Guadalupe, quien nos impulsa a construir un México reconciliado, justo y fraterno que reivindique la dignidad de los más pobres y excluidos, la vida del no-nacido, el bien de nuestras familias y la auténtica libertad religiosa.
La Virgen del Tepeyac es Patrona de nuestra libertad y lugar de acogida para todos. Por su intercesión la ayuda del cielo nunca nos faltará.

TE RECOMENDAMOS 

Llama Andrés Manuel a la reconciliación en su primer discurso