Peregrinan más de cien norteamericanos a Basílica de Guadalupe

Foto ilustrativa

Peregrinan más de cien norteamericanos a Basílica de Guadalupe

  • La Prensa
  • en México

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

La Prensa en línea

Por: Genoveva Ortiz

México.- Más de un centenar de ciudadanos norteamericanos, encabezados por el Arzobispo de Los Ángeles, California, monseñor José Horacio Gómez, visitaron la Basílica de Guadalupe éste sábado, para pedir por los migrantes en Estados Unidos.

Los feligreses trajeron a la Guadalupana más de 300 peticiones escritas de migrantes en Estados Unidos, mismas que depositaron al pie de su altar, junto con ofrendas florales y veladoras, para ser escuchados por la Morenita.

Esta fue la Primera Peregrinación Arquidiocesana de Los Ángeles a este bello recinto mariano, que se llevó a cabo bajo la idea inicial de venir a pedir por la situación de los migrantes en el vecino país del norte, que viven en medio de la incertidumbre y el temor de ser deportados por el recrudecimiento de la política antimigrante.

Los peregrinos fueron recibidos por monseñor Pedro Tapia Rosete, a nombre del Cardenal Norberto Rivera Carrera, fue el Arzobispo de los Ángeles, quien presidió la misa de acción de gracias por haber permitido a los fieles llegar con bien al Recinto del Tepeyac.

Durante la homilía, monseñor José Horacio Gómez dijo que todos los seres humanos somos hijos queridísimos de Dios; “si pensáramos todos los días, cuando nos levantamos, que Dios nos quiere tanto, que ha pensado en nosotros desde la eternidad, tendríamos un gran deseo de ser mejores seres humanos, y de compartir con los demás la belleza de esa especial vocación que cada uno tenemos”.

Tras pedir la intercesión de la Nuestra Señora de Guadalupe por la situación de los migrantes en Estados Unidos, invitó a los feligreses acordarse siempre de las bellas palabras que la Virgen dirigió a San Juan Diego: “¿No estoy yo aquí que soy tu Madre? ¿No estás tú protegido bajo mi manto en el cruce de mis brazos?”… “Que María Santísima nos acompañe siempre y nos de su protección para ser buenos hijos e hijas de Dios”, finalizó.

Por su parte, Carolina Guevara, directora de Comunicación de la Arquidiócesis de Los Ángeles, externó que monseñor José Horacio Gómez ha querido llevar a cabo esta peregrinación bajo la idea de que se repita anualmente.

Señaló que la Arquidiócesis de México y la de los Ángeles tienen una unión muy especial, ya que en esta última se tiene una reliquia de la tilma de san Juan Diego, que fue obsequiada en 1941 al Arzobispo Cantwell en agradecimiento por lo que hizo la Iglesia de Estados Unidos para ayudar a los católicos aquí en México, en la Revolución y durante la persecución cristiana emprendida por el Presidente Plutarco Elías Calles.

“Muchos cristianos se refugiaron en esta Iglesia del sur de California. Ahora venimos como Arquidiócesis a pedir a la Virgen por los migrantes, y a entregarle más de 300 peticiones escritas, donde se le pide su intercesión por los muchos migrantes que están sufriendo por el impacto de la reforma migratoria”, apuntó.

CONTINÚA CON