Licitación de Ronda Uno y Bloque Trión, confirma confianza internacional en México

Foto: Ilustrativa

Licitación de Ronda Uno y Bloque Trión, confirma confianza internacional en México

  • La Prensa
  • en México

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

La Prensa en línea

Ciudad de México.- La adjudicación de los 39 contratos que abarcan las cuatro licitaciones de la Ronda Uno y el bloque Trión, que concluyó el 5 de diciembre, confirma la confianza internacional en México y en sus Reformas Estructurales, además de avalar a Petróleos Mexicanos (Pemex) como un socio atractivo.

Al interior del país, implica la atracción de nuevas inversiones y de tecnología, la creación de nuevos empleos y el aumento estimado de la producción petrolera mexicana en 900 mil barriles diarios, por lo que el sector energético se posiciona como una importante palanca para el crecimiento y desarrollo.

Los resultados que han tenido las licitaciones realizadas hasta ahora muestran que, a pesar del entorno internacional complejo por el que se encuentra el mercado de hidrocarburos, México es atractivo para la inversión productiva de largo plazo por sus favorables condiciones geológicas, contractuales e institucionales.

Dado que la Reforma Energética tuvo como su principal objetivo aumentar la renta petrolera para los casos en donde el Estado no tenga la capacidad tecnológica para extraer el crudo, la entrada de nuevos participantes permite que se desarrollen dichos campos. Por lo cual, bajo el nuevo modelo, el Estado establece las reglas y condiciones que rigen las actividades de la industria y son los nuevos actores quienes asumirán los riesgos inherentes a su desarrollo sin comprometer la propiedad de la Nación sobre sus recursos.

Para ello, el Gobierno de la República refrendó los derechos de Pemex mediante el otorgamiento de los títulos de asignación en el proceso denominado Ronda Cero, e inició los trabajos para la licitación de contratos con las Rondas de licitaciones.

Ronda Cero

La Ronda Cero fue el mecanismo que le permitió a Pemex elegir las áreas en las que mantiene los derechos para la exploración y extracción, mediante la figura de Asignación Petrolera. Para lo cual, la empresa petrolera mexicana debió acreditar las capacidades técnicas, financieras y de ejecución necesarias para explorar y extraer los hidrocarburos de forma eficiente y competitiva. Lo anterior, previo a cualquier procedimiento de licitación. Bajo este mecanismo se protegieron las inversiones de Pemex, se le aseguraron los derechos de extracción que tenía sobre todos los campos petroleros en producción y se le asignaron de manera preferente las mejores áreas de exploración.

Ronda Uno

Luego de la Ronda Cero, en diciembre de 2014 y a principios de 2015 el Estado mexicano publicó las bases de las primeras tres de cuatro licitaciones de la llamada Ronda Uno. Estos procedimientos de licitación, sin precedente en México, tienen el objetivo de seleccionar -mediante procesos competitivos y transparentes- la opción que represente la mejor alternativa técnica y que otorgue mayores beneficios fiscales para el país.

Primera licitación de la Ronda Uno

  • En la primera licitación de la Ronda Uno, cuyas bases fueron dadas a conocer en noviembre de 2014,  se contemplaron 14 áreas contractuales para la exploración de hidrocarburos en aguas someras, ubicadas frente a las costas de Veracruz, Tabasco y Campeche. La adjudicación de estos bloques se realizó bajo el esquema de Contratos de Producción Compartida. El 15 de julio de 2015, se llevó a cabo la adjudicación.

Segunda licitación de la Ronda Uno

  • En febrero de 2015 se dieron a conocer las bases para la segunda licitación, que contempló 9 campos de extracción en aguas someras del Golfo de México, dentro de la provincia petrolera Cuencas del Sureste. Dichos campos fueron agrupados en 5 contratos de producción compartida para la extracción de hidrocarburos. El 30 de septiembre de 2015, tuvo lugar la presentación y apertura de las propuestas. El porcentaje de éxito/colocación fue 60%, esto es, 3 de las 5 áreas y 6 de los 9 campos de extracción. Destacó el hecho de que en esta fase participaron 4 empresas mexicanas, todas ellas en consorcio.

Tercera licitación de la Ronda Uno

  • En mayo de 2015 se publicaron las bases para la tercera licitación. Se contempló adjudicar 25 contratos de licencia para la extracción de hidrocarburos en tierra. La presentación y apertura de las propuestas tuvo lugar el 15 de diciembre de ese año, donde se asignaron todos los contratos para la extracción de hidrocarburos en Chiapas, Nuevo León, Tabasco, Tamaulipas y Veracruz. Se presentaron 40 licitantes, de los cuales 26 participaron de forma individual y 14 en consorcio. Destaca la asignación de contratos a 18 nuevas empresas mexicanas. Además, hasta septiembre del presente año, 12 contratos ya se encuentran en fase de producción.

Cuarta licitación de la Ronda Uno

  • El 17 de diciembre de 2015 se dio a conocer la cuarta convocatoria de Licitación de la Ronda Uno. Incluyó 10 contratos bajo la modalidad de licencia para la exploración y extracción de hidrocarburos en aguas profundas del Golfo de México (las primeras en su tipo), dentro de las provincias petroleras Cinturón Plegado Perdido (4 áreas) y Cuenca Salina (6 áreas).
  • Luego de un largo proceso, el 5 de diciembre pasado se llevó a cabo la presentación y apertura de propuestas. De las 10 áreas licitadas, se adjudicaron 8 contratos y 2 se declararon desiertos. La empresa China Offshore Oil Corporation E&P ganó la adjudicación de dos contratos en el Cinturón Plegado Perdido; mientras que el consorcio de Chevron-Pemex-Inpex y el integrado por Total y ExxonMobil ganaron un contrato cada uno en esta provincia.
  • De las seis áreas de la Cuenca Salina se adjudicaron cuatro contratos a: Consorcio Statoil E&P México-BP Exploration Mexico-Total E&P México; Consorcio conformado por Statoil E&P México, BP Exploration Mexico y Total E&P; consorcio integrado por PC Carigali Mexico Operation y Sierra Offshore Exploration; y consorcio Murphy Sur-Ophir México Holdings Limited-PC Carigali México Operations-Sierra Offshore Exploration.
  • Por su parte, la empresa australiana BHP Billiton Petróleo Operaciones de México ganó la asociación con Pemex para explorar el bloque Trión de aguas profundas, en el Cinturón Plegado Perdido, con una oferta de inversión adicional de 624 millones de dólares. Lo anterior implica el primer socio de Pemex para la extracción de hidrocarburos en la historia.
  • Se estima que estas adjudicaciones detonarán inversiones de aproximadamente 41 mil millones de dólares y la creación de aproximadamente 450 mil empleos.

El Estado mexicano ha avanzado y continuará diseñando de manera ágil y decidida los procesos de licitación de contratos para realizar las actividades de exploración y extracción de hidrocarburos en nuestro país con la finalidad de fortalecer y hacer más competitivo nuestro sector petrolero, bajo las mejores condiciones para México y siguiendo las mejores prácticas internacionales en materia de transparencia y rendición de cuentas.

TE RECOMENDAMOS:

México asesora a Colombia en el reparto territorial