/ martes 28 de diciembre de 2021

Renace Xochimilco: Sus chinampas están llenas de flores y hortalizas

La abuelita Amalia como muchos la conocen, describe que su chinampa está muy cerca de la laguna de Tezhuilo, donde asegura es un paraíso

Doña Amalia Salas, oriunda del barrio de Caltongo, comentó que Xochimilco está tomando su segundo aire, recupera su belleza, sus chinampas nuevamente están llenas de hortalizas, flores, plantas y árboles frutales.

Al recibir su canoa por parte de la Alcaldía que ocupará para transportar su carretilla, herramienta para sembrar, así como sus plantas y flores.

Salas, de 86 años de edad, recuerda que desde hace tres años los canales vuelven a tomar vida.

Narró que hubo un tiempo que daba tristeza, pues muchas chinampas estaban tiradas. “Hoy podemos divisar que está rejuveneciendo y se debe al apoyo que recibimos los agricultores, con abono, semillas, ahora con estas canoas”.

La abuelita Amalia como muchos la conocen, porque nació en 1936, describe que su chinampa está muy cerca de la laguna de Tezhuilo, donde asegura es un paraíso.

Describió que está sembrando plantas medicinales, hortalizas, en medio tiene árboles frutales. “Tengo dos parcelas en el ejido, me las heredó mi abuelo. Este año sembré 22 surcos de maíz. Al final, me recosté en la madre tierra, le agradecí porque nos da todo para alimentarnos”.

Sentada en la orilla de su nueva embarcación platica: “andábamos rentando un cayuco, ahora con nuestra canoa podemos transportar la carretilla, el azadón, pala, rastrillo y machete, así como el abono y después las flores y las plantas.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Doña Amalia señala su rebozo y contó: “este fue la cuna de 10 hijos. Hoy tengo 20 nietos, 23 bisnietos y tres tataranietos. A los cuales, les cocino tlazcales, que son bolitas de masa con diente de león, malva, lechuguilla, hojas de rábano, ortiga, zanahoria, betabel, cilantro molidos y revueltos con manteca y sal, los cuales, se acompañan con salsa de xoconoxtle”.

La abuelita xochimilca resaltó que, a la fecha, los niños ya no quieren comer hojas verdes ni hortalizas. “Pero este rico manjar se los cocinó y les gusta”.

Puntualizó que desde que se está sazonando en el comal huele rico y preguntan qué es. Apenas salen del comal se los comen con mucho gusto”, citó Amalia Salas.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem

Doña Amalia Salas, oriunda del barrio de Caltongo, comentó que Xochimilco está tomando su segundo aire, recupera su belleza, sus chinampas nuevamente están llenas de hortalizas, flores, plantas y árboles frutales.

Al recibir su canoa por parte de la Alcaldía que ocupará para transportar su carretilla, herramienta para sembrar, así como sus plantas y flores.

Salas, de 86 años de edad, recuerda que desde hace tres años los canales vuelven a tomar vida.

Narró que hubo un tiempo que daba tristeza, pues muchas chinampas estaban tiradas. “Hoy podemos divisar que está rejuveneciendo y se debe al apoyo que recibimos los agricultores, con abono, semillas, ahora con estas canoas”.

La abuelita Amalia como muchos la conocen, porque nació en 1936, describe que su chinampa está muy cerca de la laguna de Tezhuilo, donde asegura es un paraíso.

Describió que está sembrando plantas medicinales, hortalizas, en medio tiene árboles frutales. “Tengo dos parcelas en el ejido, me las heredó mi abuelo. Este año sembré 22 surcos de maíz. Al final, me recosté en la madre tierra, le agradecí porque nos da todo para alimentarnos”.

Sentada en la orilla de su nueva embarcación platica: “andábamos rentando un cayuco, ahora con nuestra canoa podemos transportar la carretilla, el azadón, pala, rastrillo y machete, así como el abono y después las flores y las plantas.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Doña Amalia señala su rebozo y contó: “este fue la cuna de 10 hijos. Hoy tengo 20 nietos, 23 bisnietos y tres tataranietos. A los cuales, les cocino tlazcales, que son bolitas de masa con diente de león, malva, lechuguilla, hojas de rábano, ortiga, zanahoria, betabel, cilantro molidos y revueltos con manteca y sal, los cuales, se acompañan con salsa de xoconoxtle”.

La abuelita xochimilca resaltó que, a la fecha, los niños ya no quieren comer hojas verdes ni hortalizas. “Pero este rico manjar se los cocinó y les gusta”.

Puntualizó que desde que se está sazonando en el comal huele rico y preguntan qué es. Apenas salen del comal se los comen con mucho gusto”, citó Amalia Salas.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem

Círculos

La Universidad Anáhuac crea alianzas con Fundación Monte Fénix

El doctor Cipriano Sánchez y el doctor Jorge Larrea firman la Cátedra Coorporativa en contra de las adicciones de jóvenes estudiantes y la sociedad

Gossip

Dos estrenos marcan la jornada en Cannes

En competencia se presentaron los largometrtajes Las ocho montañas y La mujer de Tchaikovsky, del cineasta disidente ruso Kirill Serebrennikov

Gossip

Hay nuevas secciones en SmartFilms, concurso de cortometrajes realizados con celular

El concurso de cortometrajes realizados con celular se acerca al género del melodrama y a la publicidad

Mundo

#SOY Aceptación hacia la comunidad se estanca

Países Bajos, que se caracterizaba por proteger los derechos LGBT+ al ser el primer país en legalizar el matrimonio igualitario en 2001, ahora mantiene una tendencia cada vez más reacia  a los gestos públicos de los miembros de esta comunidad

Gossip

¿Quién mató a Sara? Se devela el misterio en su última temporada

Un experimento psiquiátrico está detrás del enigma que plantea la exitosa serie ¿Quién mató a Sara?

Mundo

#SOY Bajo Observación | La otra gran pandemia de nuestro tiempo

La otra gran pandemia de los últimos 50 años, la del SIDA, sigue activa