/ martes 2 de junio de 2020

Piden a legisladores de Morena, honren su compromiso de no aumentar impuestos

Alertan productores que de autorizarse cualquier alza en impuestos, agudizaría la situación de millones de familias que han visto disminuido su ingreso

La propuesta de algunas voces de Morena para aumentar los impuestos a refrescos, alimentos de alto contenido calórico y cigarros raya en la insensibilidad ante la crítica situación que atraviesa el país, con 14 millones de nuevos pobres y 12 millones de empleos perdidos, miles de cierres de negocios y carestía imparable.

La Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (ANPEC), que preside Cuauhtémoc Rivera manifestó que el incremento a impuestos, en estos momentos de pandemia, agudizará el sufrimiento de millones de familias que han visto no solo disminuido su ingreso, sino que ya no cuentan con ningún ingreso.

Más que una propuesta, es “una ocurrencia despótica”, señaló el líder de Anpec al exigir a los legisladores de Morena congruencia y sensibilidad, pues un día manifiestan su apoyo al pequeño comercio, al consumo y a la economía local, y al otro pretenden incrementar impuestos que acabaría pagando el consumidor final.

“Mover el avispero con un aumento de impuestos desataría una escalada de precios en los productos de alto consumo y, serían los consumidores quienes terminarían bailando con la más fea, empobreciéndose aún más”, apuntó Cuauhtémoc Rivera.

Por ello, demandó al gobierno y a los legisladores, sobre todo de Morenal, cerrar filas y honrar su compromiso de no aumentar impuestos, ahora menos que nunca, por la situación tan adversa que

Recordó que al inicio de este año, se actualizó el IEPS al cigarro contra la inflación. Se “inflactó” su precio $7 pesos por cajetilla, cuyo costo promedio subió a $63 pesos. Este aumento de impuestos ya se hizo, resultó un duro golpe a la economía de los 15 millones de fumadores que hay en el país. Esta sobre carga fiscal al cigarro legal se ha traducido en el fortalecimiento del mercado del cigarro de contrabando en el país; con sus graves consecuencias: mayor riesgo sanitario, evasión fiscal, fortalecimiento de la informalidad y financiamiento a la delincuencia.

El mercado de cigarros de contrabando opera con total impunidad en nuestras metrópolis: esquinas, cruceros, paraderos y transporte públicos son sus puntos de venta. Por cajetilla y sueltos, con venta a menores y empaques vistosos. El cigarro de contrabando, cada vez más, reina y gobierna el mercado nacional, sumando a miles de adolescentes, principalmente del sexo femenino a este hábito.

Tratar de combatir el tabaquismo a través del aumento del IESP, es un argumento falaz y solo muestra el desconocimiento que hay sobre el poder de éste hábito, que no se ha logrado acotar a punta de incrementar el impuesto, indicó.

Señaló que el número de fumadores no ha decrecido y muestra de ello es el aumento de tabaquismo en los jóvenes, que son los nuevos fumadores, quienes por insolvencia consumen más cigarros de contrabando, lo que pone en mayor riesgo su salud.

Otra falacia de este aumento del IEPS, indicó, es que se ha querido vender como una medida de salud, cuando lo recaudado por este impuesto en cigarros, refrescos, alimentos de alto contenido calórico y alimento para mascotas no ha sido destinado a mejorar los servicios de salud, que se encuentran en condiciones deficientes, como lo demostró la actual pandemia de COVID-19.

Al contrario, el presupuesto del sector salud en el sexenio pasado y, en lo que va de este, en lugar de verse incrementado, se ha visto reducido, preciso al señalar que esto explica la falta de medicamentos, insumos, materiales y equipo que denunció el personal de salud, para enfrentar la pandemia, por lo que la pregunta es: ¿a dónde ha ido a dar el dinero recaudado por el IEPS?, cuestionó Rivera.

JLP

La propuesta de algunas voces de Morena para aumentar los impuestos a refrescos, alimentos de alto contenido calórico y cigarros raya en la insensibilidad ante la crítica situación que atraviesa el país, con 14 millones de nuevos pobres y 12 millones de empleos perdidos, miles de cierres de negocios y carestía imparable.

La Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (ANPEC), que preside Cuauhtémoc Rivera manifestó que el incremento a impuestos, en estos momentos de pandemia, agudizará el sufrimiento de millones de familias que han visto no solo disminuido su ingreso, sino que ya no cuentan con ningún ingreso.

Más que una propuesta, es “una ocurrencia despótica”, señaló el líder de Anpec al exigir a los legisladores de Morena congruencia y sensibilidad, pues un día manifiestan su apoyo al pequeño comercio, al consumo y a la economía local, y al otro pretenden incrementar impuestos que acabaría pagando el consumidor final.

“Mover el avispero con un aumento de impuestos desataría una escalada de precios en los productos de alto consumo y, serían los consumidores quienes terminarían bailando con la más fea, empobreciéndose aún más”, apuntó Cuauhtémoc Rivera.

Por ello, demandó al gobierno y a los legisladores, sobre todo de Morenal, cerrar filas y honrar su compromiso de no aumentar impuestos, ahora menos que nunca, por la situación tan adversa que

Recordó que al inicio de este año, se actualizó el IEPS al cigarro contra la inflación. Se “inflactó” su precio $7 pesos por cajetilla, cuyo costo promedio subió a $63 pesos. Este aumento de impuestos ya se hizo, resultó un duro golpe a la economía de los 15 millones de fumadores que hay en el país. Esta sobre carga fiscal al cigarro legal se ha traducido en el fortalecimiento del mercado del cigarro de contrabando en el país; con sus graves consecuencias: mayor riesgo sanitario, evasión fiscal, fortalecimiento de la informalidad y financiamiento a la delincuencia.

El mercado de cigarros de contrabando opera con total impunidad en nuestras metrópolis: esquinas, cruceros, paraderos y transporte públicos son sus puntos de venta. Por cajetilla y sueltos, con venta a menores y empaques vistosos. El cigarro de contrabando, cada vez más, reina y gobierna el mercado nacional, sumando a miles de adolescentes, principalmente del sexo femenino a este hábito.

Tratar de combatir el tabaquismo a través del aumento del IESP, es un argumento falaz y solo muestra el desconocimiento que hay sobre el poder de éste hábito, que no se ha logrado acotar a punta de incrementar el impuesto, indicó.

Señaló que el número de fumadores no ha decrecido y muestra de ello es el aumento de tabaquismo en los jóvenes, que son los nuevos fumadores, quienes por insolvencia consumen más cigarros de contrabando, lo que pone en mayor riesgo su salud.

Otra falacia de este aumento del IEPS, indicó, es que se ha querido vender como una medida de salud, cuando lo recaudado por este impuesto en cigarros, refrescos, alimentos de alto contenido calórico y alimento para mascotas no ha sido destinado a mejorar los servicios de salud, que se encuentran en condiciones deficientes, como lo demostró la actual pandemia de COVID-19.

Al contrario, el presupuesto del sector salud en el sexenio pasado y, en lo que va de este, en lugar de verse incrementado, se ha visto reducido, preciso al señalar que esto explica la falta de medicamentos, insumos, materiales y equipo que denunció el personal de salud, para enfrentar la pandemia, por lo que la pregunta es: ¿a dónde ha ido a dar el dinero recaudado por el IEPS?, cuestionó Rivera.

JLP

Policiaca

Localizan cuerpo descarnado de un hombre en Valle de Chalco

Durante las primeras investigaciones se pudo determinar que el cadáver presentaba rastros de haber sido abandonado con varios días de anterioridad

Gossip

Pedro Coronel regresa a su casa, el Palacio de Bellas Artes

Este año se cumple el centenario del pintor y escultor, con la exposición Pedro Coronel. 100 años, una ruta infinita 

Literatura

Los niños tienen su propia fiesta en la FIL

Un espacio independiente ofrece diversas actividades y más de cinco mil libros infantiles a la venta

Gossip

Recuerdan su pasado a través de la música

Maná presenta una nueva versión de su tema Mariposa traicionera al lado de Alejandro Fernández