/ jueves 26 de marzo de 2020

Falta de agua impide higiene ante Covid-19 en territorio mexiquense

Denuncian que en algunas colonias el problema de fondo es no contar con red de agua potable ni drenaje

La falta de agua potable en varias comunidades de diversos municipios del área conurbada, como Ecatepec, Los Reyes La Paz, Chimalhuacán, Coacalco, Valle de Chalco y Nezahualcoyotl, dificultan el cumplimiento de las medidas sanitarias para enfrentar la pandemia y las familias que viven en esas localidades enfrentan el riesgo de contraer el Coronavirus por la falta de higiene.

Las personas afectadas contratan pipas particulares y gastan entre 125 y 500 pesos para llenar tinacos que les duran poco menos de una semana. Denuncian que en algunas colonias el problema de fondo es no contar con red de agua potable ni drenaje, y en otras sí hay red de agua, pero no está conectada o el agua llega cada tercer día y en muy poca cantidad o muy sucia.

“En las contingencias gastamos más agua, estamos más tiempo en casa, pero es de mala calidad y no podemos lavar todo. Nosotros tenemos que ahorrar toda el agua que utilizamos y la usamos 2 o 3 veces, porque tenemos que gastar mucho. Sí tenemos red de agua, pero no nos llega nunca”, comentó la señora Rosario de la colonia El Pino, perteneciente al municipio de Los Reyes La paz.

En tanto, en la colonia Jardines de Morelos, en Ecatepec, los habitantes denuncian que si antes la falta de agua era un problema constante, “ahora es una auténtica pesadilla porque ante la amenaza del Coronavirus ni siquiera tenemos para lavarnos las manos”, dijo Rafael Rodríguez, resiente de la sección Montes B.

También los habitantes de Rio de Luz, cerca de Ciudad Azteca, enfrentan la falta de agua desde hace mucho tiempo, y a pesar de que han ingresado diferentes escritos a las autoridades, éstas no dan respuesta y temen que ante la escasez del recurso natural para poder llevar higiene a sus hogares, el Coronavirus entre rápidamente en sus familias.

En el caso de Los Reyes La Paz, las colonias afectadas son las de la parte alta de Lomas de San Sebastián, la zona de Ampliación La Magdalena, San José La Palmas, AltaVista, El Pino, la mayor parte de la ex hacienda San Isidro, y en la parte baja, parte de Valle de Los Reyes, Valle de Los Pinos, El Salado, entre otras.

Algunos vecinos se han organizado para pedir pipas privadas, pues el servicio municipal es insuficiente; denuncian que gastan hasta mil 500 pesos por pipa; exigen que el gobierno municipal garantice el abasto de agua potable en las colonias, pues aseguran que la contingencia se agrava por la falta de agua potable.

En tanto, la Comisión del Agua del Estado de México dio a conocer que concluyó los trabajos de reparación de una fuga de agua potable en la línea del Macrocircuito, en un tramo ubicado en el municipio de Coacalco.

Con esta labor, según las autoridades, se restituirán los tres litros por segundo que se perdían en esta importante infraestructura hidráulica desde que se originó la fuga, para lo cual fueron necesarios trabajos previos de calafateo, así como diversas pruebas de sellado.

Los especialistas de la CAEM realizaron tareas de ajuste para instalar una silleta tipo cápsula en la línea de 48 pulgadas de diámetro de concreto reforzado, sobre la calle Chabacano, en la colonia San Francisco de dicho municipio.

JLP

La falta de agua potable en varias comunidades de diversos municipios del área conurbada, como Ecatepec, Los Reyes La Paz, Chimalhuacán, Coacalco, Valle de Chalco y Nezahualcoyotl, dificultan el cumplimiento de las medidas sanitarias para enfrentar la pandemia y las familias que viven en esas localidades enfrentan el riesgo de contraer el Coronavirus por la falta de higiene.

Las personas afectadas contratan pipas particulares y gastan entre 125 y 500 pesos para llenar tinacos que les duran poco menos de una semana. Denuncian que en algunas colonias el problema de fondo es no contar con red de agua potable ni drenaje, y en otras sí hay red de agua, pero no está conectada o el agua llega cada tercer día y en muy poca cantidad o muy sucia.

“En las contingencias gastamos más agua, estamos más tiempo en casa, pero es de mala calidad y no podemos lavar todo. Nosotros tenemos que ahorrar toda el agua que utilizamos y la usamos 2 o 3 veces, porque tenemos que gastar mucho. Sí tenemos red de agua, pero no nos llega nunca”, comentó la señora Rosario de la colonia El Pino, perteneciente al municipio de Los Reyes La paz.

En tanto, en la colonia Jardines de Morelos, en Ecatepec, los habitantes denuncian que si antes la falta de agua era un problema constante, “ahora es una auténtica pesadilla porque ante la amenaza del Coronavirus ni siquiera tenemos para lavarnos las manos”, dijo Rafael Rodríguez, resiente de la sección Montes B.

También los habitantes de Rio de Luz, cerca de Ciudad Azteca, enfrentan la falta de agua desde hace mucho tiempo, y a pesar de que han ingresado diferentes escritos a las autoridades, éstas no dan respuesta y temen que ante la escasez del recurso natural para poder llevar higiene a sus hogares, el Coronavirus entre rápidamente en sus familias.

En el caso de Los Reyes La Paz, las colonias afectadas son las de la parte alta de Lomas de San Sebastián, la zona de Ampliación La Magdalena, San José La Palmas, AltaVista, El Pino, la mayor parte de la ex hacienda San Isidro, y en la parte baja, parte de Valle de Los Reyes, Valle de Los Pinos, El Salado, entre otras.

Algunos vecinos se han organizado para pedir pipas privadas, pues el servicio municipal es insuficiente; denuncian que gastan hasta mil 500 pesos por pipa; exigen que el gobierno municipal garantice el abasto de agua potable en las colonias, pues aseguran que la contingencia se agrava por la falta de agua potable.

En tanto, la Comisión del Agua del Estado de México dio a conocer que concluyó los trabajos de reparación de una fuga de agua potable en la línea del Macrocircuito, en un tramo ubicado en el municipio de Coacalco.

Con esta labor, según las autoridades, se restituirán los tres litros por segundo que se perdían en esta importante infraestructura hidráulica desde que se originó la fuga, para lo cual fueron necesarios trabajos previos de calafateo, así como diversas pruebas de sellado.

Los especialistas de la CAEM realizaron tareas de ajuste para instalar una silleta tipo cápsula en la línea de 48 pulgadas de diámetro de concreto reforzado, sobre la calle Chabacano, en la colonia San Francisco de dicho municipio.

JLP