/ martes 6 de agosto de 2019

Donan operación a perro rescatado en el Metro

Padecía de glaucoma, provocandole dolores fuertes y deformación de la cornea

Para corregir el padecimiento de glaucoma de uno de los canes que se encuentra en el refugio del Centro de Transferencia Canina (CTC) del Sistema de Transporte Colectivo (STC) un grupo de veterinarios altruistas, donaron una cirugía.

Impul fue rescatado en la estación Impulsora de la Línea B el 13 de agosto del 2018 y con esa intervención quirúrgica se espera que el can recupere la visión de 20 a 30 por ciento en el ojo intervenido.

El perrito presentaba un caso avanzado de glaucoma, lo cual le provocaba dolores y un notable agrandamiento y deformación de su ojo derecho, con la consecuente posibilidad de perder el glóbulo ocular por completo.

Foto: Especial

El médico veterinario zootecnista, Roberto Rocha tuvo la iniciativa de colaborar de manera altruista con el Centro de Transferencia Canina por lo que Impul fue trasladado a su clínica veterinaria, donde el especialista Francisco Alvarado realizó la operación de glaucoma, un procedimiento complejo por la presencia de cataratas.

El veterinario relató que la intervención duró 2 horas y media aproximadamente. "Aunque fue difícil, Impul es un paciente que le echa muchas ganas para salir adelante", comentó.

El perrito permanece en la clínica veterinaria, en recuperación y en espera de ser dado de alta para regresar al CTC en espera de una familia que lo reciba en adopción, luego de haber librado una batalla más.

Actualmente, en el CTC hay 22 canes, algunos en proceso de rehabilitación y otros en espera de una familia que busque adoptarlos.

Para corregir el padecimiento de glaucoma de uno de los canes que se encuentra en el refugio del Centro de Transferencia Canina (CTC) del Sistema de Transporte Colectivo (STC) un grupo de veterinarios altruistas, donaron una cirugía.

Impul fue rescatado en la estación Impulsora de la Línea B el 13 de agosto del 2018 y con esa intervención quirúrgica se espera que el can recupere la visión de 20 a 30 por ciento en el ojo intervenido.

El perrito presentaba un caso avanzado de glaucoma, lo cual le provocaba dolores y un notable agrandamiento y deformación de su ojo derecho, con la consecuente posibilidad de perder el glóbulo ocular por completo.

Foto: Especial

El médico veterinario zootecnista, Roberto Rocha tuvo la iniciativa de colaborar de manera altruista con el Centro de Transferencia Canina por lo que Impul fue trasladado a su clínica veterinaria, donde el especialista Francisco Alvarado realizó la operación de glaucoma, un procedimiento complejo por la presencia de cataratas.

El veterinario relató que la intervención duró 2 horas y media aproximadamente. "Aunque fue difícil, Impul es un paciente que le echa muchas ganas para salir adelante", comentó.

El perrito permanece en la clínica veterinaria, en recuperación y en espera de ser dado de alta para regresar al CTC en espera de una familia que lo reciba en adopción, luego de haber librado una batalla más.

Actualmente, en el CTC hay 22 canes, algunos en proceso de rehabilitación y otros en espera de una familia que busque adoptarlos.