Se infarta en la Alameda Central

Foto: R. Tinoco

Se infarta en la Alameda Central

  • La Prensa
  • en Metropoli

Alberto Jiménez /EM

Un súbito infarto culminó con la vida de una persona de la tercera edad -que se disponía a bailar por unos momentos en la Plaza de la Solidaridad- a un costado de la Alameda Central, en el Centro Histórico de la Ciudad de México.

Según la declaración de varios comerciantes de la plaza, el varón -de aproximadamente 60 años de edad- caminaba a lo largo de la calle Doctor Mora; bajo los intensos rayos del sol, decidió sentarse en una banca del parque.

Momentos después, observaron al sujeto levantarse repentinamente, que luego de palparse los brazos y pecho, cayó al suelo. Testigos del incidente se acercaron al sitio mientras solicitaban apoyo médico.

A la llegada de los paramédicos, se intentó estabilizar al adulto aunque el ataque cardiaco provocó daños irreversibles que consecuentemente terminaron con su vida, por lo que se dio aviso al Ministerio Público.

Cientos de peatones observaron el cuerpo tendido por lo que se acercaron al punto para tomar fotografías; los comerciantes del sitio parecieron no tomarle importancia al evento y permitieron que sus pequeños hijos jugaran a escasos metros del difunto.

Declararon que el individuo acudía periódicamente a la Plaza de la Solidaridad para disfrutar de los bailes que ofrecen en la esquina de Avenida Juárez y Balderas.

A pesar de ser una persona asidua a la esquina, no hubo quién se acercara al sitio a reconocer el cuerpo o para informar a sus familiares.

Más de una hora tardaron los servicios periciales en acudir al punto e iniciar las primeras diligencias; entrada la noche, peritos retiraron el cuerpo y lo trasladaron al anfiteatro correspondiente para realizarle la necropsia de ley. El desafortunado permanecerá en el anfiteatro a la espera de familiares para que reconozcan y reclamen su cuerpo.