Países de centro y Sudamérica intercambian información y buenas prácticas

Foto especial

Países de centro y Sudamérica intercambian información y buenas prácticas

  • La Prensa
  • en Metropoli

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

Por: Noel F. Alvarado

Ciudad de México.- La detención de 691 personas, y la desarticulación de cinco estructuras criminales que operaban en Costa Rica, Guatemala y El Salvador, son algunos de los resultados regionales que ya arrojó la primera Operación Madretierra en la que también participa México a través de la Procuraduría General de la Republica, en coordinación con Interpol .

Así lo destacaron este martes al ser inaugurada en la Ciudad de México la Reunión de Evaluación de esta estrategia y la de Planificación de la Operación Madretierra II, donde también se informó que igualmente se rescataron 10 mil 307 unidades en especie de fauna, así como madera con un valor estimado en más de un millón 600 mil dólares, además de 76 armas de fuego y propiedades como casas y vehículos.

En esta evaluación, el Jefe de la Oficina Central Nacional de Interpol-México, Francisco Almazán Barocio, destacó que esto se da en el marco del Programa de Seguridad del Medio Ambiente, cuyo espíritu es el establecimiento de acciones conjuntas y coordinadas para erradicar ese tipo de ilícitos.

En el evento que se celebra en el Salón Rufino Tamayo de céntrico hotel capitalino, el funcionario subrayó que las redes de delincuencia organizada son las responsables de un porcentaje significativo de los delitos contra la flora, fauna y los delitos de contaminación, que a pesar de ser consideradas de bajo riesgo por la ley son de alta rentabilidad, y se desarrollan tanto regional como internacionalmente. Almazán Barocio indicó que las autoridades de cada país podrán combatir estas redes criminales a través de la unidad y la cooperación entre las naciones, pero resaltó el papel que juega el fortalecimiento de la asistencia operativa, la transferencia tecnológica, el desarrollo de operaciones conjuntas, así como las oportunidades de capacitación y de intercambio de buenas prácticas para combatir este tipo de criminalidad.

En dicho evento participan 35 representantes de diez países entre los que se encuentran México, Colombia, Belice, Nicaragua, Guatemala, Honduras, El Salvador, Panamá, Costa Rica y República Dominicana, quienes a partir de este 8 de agosto y hasta el viernes 11 habrán de dar a conocer sus experiencias, riesgos y soluciones, además de aportar sus estrategias para el combate de este tipo de delitos.

TE RECOMENDAMOS: