/ miércoles 25 de agosto de 2021

MLS se lleva el triunfo del Juego de Estrellas en penales

Los penales de nuevo frustraron al futbol azteca y estados unidos se crece

Para ser un espectáculo quedó a deber. La primera edición del juego de estrellas entre la MLS y la Liga MX resultó apagada, puede ser que los futbolistas no estén acostumbrados a ese tipo de partidos. El resultado no es lo más importante, la gente paga por divertirse, observar alguna filigrana y demasiados goles, sin embargo, eso no sucedió. La seriedad se impuso. Los jugadores quisieron dejar en alto a sus respectivas ligas, pero sin esforzarse de más, los torneos locales siguen en marcha. La mezcla de todos los ingredientes arrojó un partido poco entretenido. Los penaltis tras el 1-1 en tiempo regular rescataron un poco las emociones, pero los jugadores hasta en eso estuvieron erráticos, cinco yerros, tres fueron del lado mexicano. Al final la MLS se quedó el triunfo.

En lo táctico se puede decir poco. Juan Reynoso y Bob Bradley hicieron un revoltijo con todos los buenos jugadores que tuvieron disponibles, el problema es que muchos apenas estaban encarrándose y tuvieron que salir del juego.

Antes de la primera cascada de cambios hubo un momento incómodo. Los seguidores que asistieron al Banc of California Stadium emitieron el grito que la FIFA considera discriminatorio en los primeros despejes de Pedro Gallese. El árbitro Armando Villareal tuvo que detener el juego dos minutos.

El partido ofreció pocos lujos, Diego Rossi eludió a Memo Ochoa con un tiro elevado, el balón iba a la portería, pero Jorge Sánchez se lanzó para sacar la pelota con el pie. Esa fue la jugada más emocionante de la noche.

Tras el susto y luego del grito homofóbico la Liga MX pudo hacerse presente en el marcador. Jonathan Rodríguez amoldó un balón con el pecho y rápido definió raso a un costado de Pedro Gallese. El Cabecita fue uno de los jugadores que iniciaron.

Foto: Liga BBVA MX

El juego estaba amoldándose, pero llegó la primera carretada de cambios. Reynoso sacó a Guillermo Ochoa, Ángel Mena y Nicolás Ibáñez, los reemplazos fueron Alfredo Talavera, Orbelín Pineda y Santiago Giménez.

En ese instante la seriedad del compromiso cayó. Bob Bradley fue más arriesgado y metió a cinco elementos de un jalón, Rodolfo Pizarro estuvo en ese combo. El mexicano tomó el lugar de Lucas Zelarayán.

El orden como era de esperarse se perdió, las jugadas fueron más individuales que colectivas.

Lo que siguió fue un rompecabezas imposible de armar. Los técnicos estaban obligados a meter a 27 jugadores.

Reynoso cambió a todos. La Liga MX regresó con otras armas. En el campo estuvieron William Tesillo, Luis Romo, Rubens Sanbueza, Rogelio Funes Mori y Alexis Vega, entre otros.

Foto: MLS

La calidad en el campo era demasiada, pero nunca cuajaron o no quisieron hacerlo, el esfuerzo fue poco.

La MLS apretó poco, pero se encontró el tanto del empate a través de un cabezazo de Jesús Murillo, Pablo Aguilar lo marcó de manera tibia.

Luego de eso Bradley vació su banca. El cambio más esperado era el de Nani, el portugués fue una estrella internacional años atrás con el Manchester United, el jugador del Orlando City fue el último en entrar al campo.

Foto: MLS

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Reynoso agotó sus cambios dándole minutos a Erik Lira y víctor Guzmán, para ese instante del juego la tensión creció. Las dos ligas quisieron el triunfo. Los balones llovieron en las áreas, pero no hubo otro gol.

El ganador del juego de estrellas se definió en penaltis. Un poco de emoción para un juego lodoso.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem


Para ser un espectáculo quedó a deber. La primera edición del juego de estrellas entre la MLS y la Liga MX resultó apagada, puede ser que los futbolistas no estén acostumbrados a ese tipo de partidos. El resultado no es lo más importante, la gente paga por divertirse, observar alguna filigrana y demasiados goles, sin embargo, eso no sucedió. La seriedad se impuso. Los jugadores quisieron dejar en alto a sus respectivas ligas, pero sin esforzarse de más, los torneos locales siguen en marcha. La mezcla de todos los ingredientes arrojó un partido poco entretenido. Los penaltis tras el 1-1 en tiempo regular rescataron un poco las emociones, pero los jugadores hasta en eso estuvieron erráticos, cinco yerros, tres fueron del lado mexicano. Al final la MLS se quedó el triunfo.

En lo táctico se puede decir poco. Juan Reynoso y Bob Bradley hicieron un revoltijo con todos los buenos jugadores que tuvieron disponibles, el problema es que muchos apenas estaban encarrándose y tuvieron que salir del juego.

Antes de la primera cascada de cambios hubo un momento incómodo. Los seguidores que asistieron al Banc of California Stadium emitieron el grito que la FIFA considera discriminatorio en los primeros despejes de Pedro Gallese. El árbitro Armando Villareal tuvo que detener el juego dos minutos.

El partido ofreció pocos lujos, Diego Rossi eludió a Memo Ochoa con un tiro elevado, el balón iba a la portería, pero Jorge Sánchez se lanzó para sacar la pelota con el pie. Esa fue la jugada más emocionante de la noche.

Tras el susto y luego del grito homofóbico la Liga MX pudo hacerse presente en el marcador. Jonathan Rodríguez amoldó un balón con el pecho y rápido definió raso a un costado de Pedro Gallese. El Cabecita fue uno de los jugadores que iniciaron.

Foto: Liga BBVA MX

El juego estaba amoldándose, pero llegó la primera carretada de cambios. Reynoso sacó a Guillermo Ochoa, Ángel Mena y Nicolás Ibáñez, los reemplazos fueron Alfredo Talavera, Orbelín Pineda y Santiago Giménez.

En ese instante la seriedad del compromiso cayó. Bob Bradley fue más arriesgado y metió a cinco elementos de un jalón, Rodolfo Pizarro estuvo en ese combo. El mexicano tomó el lugar de Lucas Zelarayán.

El orden como era de esperarse se perdió, las jugadas fueron más individuales que colectivas.

Lo que siguió fue un rompecabezas imposible de armar. Los técnicos estaban obligados a meter a 27 jugadores.

Reynoso cambió a todos. La Liga MX regresó con otras armas. En el campo estuvieron William Tesillo, Luis Romo, Rubens Sanbueza, Rogelio Funes Mori y Alexis Vega, entre otros.

Foto: MLS

La calidad en el campo era demasiada, pero nunca cuajaron o no quisieron hacerlo, el esfuerzo fue poco.

La MLS apretó poco, pero se encontró el tanto del empate a través de un cabezazo de Jesús Murillo, Pablo Aguilar lo marcó de manera tibia.

Luego de eso Bradley vació su banca. El cambio más esperado era el de Nani, el portugués fue una estrella internacional años atrás con el Manchester United, el jugador del Orlando City fue el último en entrar al campo.

Foto: MLS

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado

Reynoso agotó sus cambios dándole minutos a Erik Lira y víctor Guzmán, para ese instante del juego la tensión creció. Las dos ligas quisieron el triunfo. Los balones llovieron en las áreas, pero no hubo otro gol.

El ganador del juego de estrellas se definió en penaltis. Un poco de emoción para un juego lodoso.

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem


Policiaca

Descubre a su novia con otro y lo apuñala; ella escapó corriendo en Miguel Hidalgo

“El Ajedrez” y “El Mara” pelearon por el amor de una mujer, solo uno logró sobrevivir mientras que el otro permanece prófugo por homicidio

Policiaca

[Video] Mujer pone en jaque a rescatistas al intentar suicidarse en Metro Apatlaco

Frente a decenas de usuarios del STC, la mujer fue asegurada por un numeroso grupo de rescatistas y elementos policiacos