Día del Ferrocarrilero

  • Prensa OEM
  • en Columnistas

Patricia Carrasco

El que echó la casa por la ventana fue el sindicato ferrocarrilero. Como en los viejos tiempos del sindicalismo priísta. En un festejo con más de 4 mil 500 invitados, entre artistas, luchadores famosos, trabajadores del riel y bellas edecanes, se conmemoró el CXI aniversario de la Gesta Heroica del Héroe de Nacozari, Jesús García Corona y el Día del Ferrocarrilero, el 7 de noviembre.

El secretario general del STFRM, Víctor Flores, aprovechó la presencia de los directores de las 40 empresas ferroviarias que operan en México, quienes se dieron cita en el patio de la sede sindical, para externar su apoyo a los proyectos ferroviarios del próximo gobierno federal (Tren Maya, Tren México-Toluca y Tren México-Querétaro).

En la comida masiva, el polémico líder, quien fue reelecto al frente del gremio, junto con los integrantes del Comité Ejecutivo Nacional, rindió protesta para el periodo 2018-2024. Estuvo acompañado por el líder petrolero Carlos Romero Deschamps; por Carlos Aceves del Olmo, de la CTM y el croquista Isaías González. Sin duda, la plana mayor del sindicalismo nacional.

Pero mientras los ferrocarrileros festejaban en grande, en el Senado el morenista Napoleón Gómez Urrutia, ofrecía una conferencia de prensa, acompañado por disidentes de Víctor Flores Morales, y de paso aprovechó para portar un paliacate rojo, como los que utilizan los trabajadores del riel en su faena. Al final de la rueda de prensa, entonaron “La Máquina 501”.

A pocos días que concluya la presente administración, la Secretaría del Trabajo entregó la toma de nota a la Unión Nacional de Sindicatos Minero-Metalúrgicos y Metal-Mecánicos de México (UNASIM), integrada por nueve sindicatos de diferentes centrales como la CTM, CTC e independientes. Dicen representar al 90% de los trabajadores de ese gremio.

Tras ese reconocimiento, el secretario del Trabajo, Roberto Campa, rehusó opinar si esto es una manera de blindar a los sindicatos mineros que pudieran quedarse desprotegidos, ante el empoderamiento que tendrá Gómez Urrutia en la administración de Andrés Manuel López Obrador.

EN OTRO TENOR. El líder cetemista Carlos Aceves del Olmo, festejó su cumpleaños el pasado 5 de noviembre. Apagó sus 78 velitas acompañado de dirigentes del comité nacional, de federaciones estatales, de sindicatos nacionales de industria y de empresa, y de políticos priístas en la sede cetemista y en un renombrado restaurante de la Colonia Tabacalera. Se le vio muy contento y recuperado de una reciente intervención quirúrgica. ¡Felicidades!

@Patri17Carrasco