Alibaba defiende la integración de los videojuegos en los Juegos Asiáticos 2022

Foto: web

Alibaba defiende la integración de los videojuegos en los Juegos Asiáticos 2022

FacebookTwitterGoogle+WhatsApp

Pekín, China | AFP | El gigante del comercio en línea Alibaba defendió este jueves la decisión del Consejo Olímpico de Asia de integrar el ‘e-sport’, las competiciones de videojuegos, en el programa de los Juegos Asiáticos de China 2022, lo que ha levantado muchas críticas.

 

La filial de Alibaba dedicada al deporte, Alisport, patrocinador de los Juegos Asiáticos de 2022 en Hangzhou, explicó este jueves a la AFP que el ‘e-sport’ o deporte electrónico es algo más que los videojuegos, es “una práctica deportiva positiva y buena para la salud”.

 

El lunes el Consejo Olímpico de Asia, que agrupa a los comités olímpicos nacionales del continente, hizo oficial la introducción del ‘e-sport’ en el programa oficial de los Juegos Asiáticos de 2022.

 

Esta disciplina, nacida en Corea del Sur a finales de los años 90, convoca a miles de personas que llenan los estadios en Asia, sobre todo con videojuegos como Starcraft o League of Legends, generando un enorme mercado de patrocinios y publicitario.

 

Pero algunos se cuestionan la legitimidad de esta competición en los Juegos Asiáticos, donde los deportes tradicionales, como el atletismo, siguen siendo los más importantes.

 

“Al menos los deportes tradicionales son buenos para la salud, aunque sea a un nivel de aficionado”, escribió un usuario de Weibo, el Twitter chino, haciendo referencia al aspecto adictivo de los videojuegos.

 

La decisión también ha dividido a algunos profesionales de la industria, como uno de los directivos de PandaTV, servicio chino de difusión en internet de videojuegos, que se pregunta cuáles serán los criterios para seleccionar los juegos, creados por compañías privadas.

 

“Daremos prioridad a los juegos más populares, adaptados a la práctica de la competición”, señaló Alisport sobre esta cuestión.

 

El ‘e-sport’ es considerado como un deporte oficial desde 2003 por la administración general de deportes de China. El país cuenta unos 170 millones de jugadores, que contribuyen a que la industria del videojuego tengo un valor estimado de 40.000 millones de yuans (5.400 millones de euros), según la radio nacional china.