/ lunes 25 de octubre de 2021

Susana contra los sindicatos blancos

Los otros ganan un madral y nosotros no tenemos un contrato en todo el país, dice Susana Prieto Terrazas, diputada de Morena que se deslinda de cualquier relación laboral o de amistad con algún gran sindicato, con el líder minero Napoleón Gómez Urrutia, con el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, o la familia de la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde. La abogada cada día es más famosa. El último pleito grande en el que se vio involucrada fue en el de la refinería de Dos Bocas, en Tabasco, una de las obras emblemáticas de la 4T.

Susana Prieto Terrazas dice que tratan de incriminarla y niega cualquier participación en el conflicto laboral que se hizo público hace unos días. Pero dice que sí está dispuesta a defender a los trabajadores.

En entrevista con El Sol de Tampico, la diputada señaló: "Dicen que disfrazamos a 100 personas con el mismo uniforme de ICA Fluor, ¿Qué tal, así o mejor? Les pusieron el mismo uniforme, y que entraron a la refinería como si fuera tan fácil entrar a una propiedad vigilada por la Marina… Me están incriminando con todo propósito”.

La abogada y diputada dice que está en una situación muy difícil, pero el pleito de Dos Bocas continúa.

“Me parece una verdadera sirvengüenzada de parte de la Secretaría de Energía que estén diciendo que el conflicto de Dos Bocas... primero, informaron mal al Presidente desde la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, diciéndole que era un conflicto entre sindicatos, porque no es así”, comenta la activista laboral.

“A mí me parece que hay algo todavía más grave”, dice la abogada sobre la situación de Dos Bocas. “A mí me parece que hay todavía un temor por parte del Presidente de la República de terminar con el sindicalismo blanco, los sindicatos tienen esta persistencia o preexistencia posterior a aquél partido político del que provienen, es verdaderamente escandaloso ver que hay diversos contratos colectivos de trabajo en el país que incluso obligaban a los trabajadores a votar por el PRI”.

Posteriormente, dice que estuvo el gobierno del Partido Acción Nacional durante 12 años en el poder, un partido que siempre se ha relacionado con el sector empresarial o proteccionista de ese sector, y por lo tanto, golpeador de la clase trabajadora.

“Vemos que para consolidarse, lejos de acabar con ese sindicalismo, termina fortaleciéndolo el PAN, para favorecer esa clase empresarial. Y luego vemos que surge por aquí de nueva cuenta, con el triunfo de Morena. Y con Morena no vemos la extinción del sindicalismo blanco en los términos que la parte trabajadora quisiera”.

Dice que ya va a llegar la CTM a los 90 años y esto continúa. Asegura que hay un resurgimiento de la CTM en el proyecto emblemático del presidente de México, se refiere a Dos Bocas.

“Nosotros representamos a esa otra corriente que quiere librarse del sindicalismo blanco”, dice Prieto Terrazas. “Sigue prevaleciendo el sindicalismo blanco, no se le ha dado ni un pequeño arañazo y es preocupante para la clase trabajadora, porque la clase trabajadora, eso debo dejarlo en claro, es una clase que colocó en su gran mayoría al Presidente de la República en el poder. Es una clase harta de este sindicalismo blanco, la que nosotros pudimos ver que arrolladoramente salió, como suele no hacerlo, en las elecciones del 2018, a votar por el Presidente de la República, entonces yo no puedo dejar de mencionar en uno y otro espacio que a esa clase trabajadora se le sigue debiendo por parte de la nueva administración”.

Los otros ganan un madral y nosotros no tenemos un contrato en todo el país, dice Susana Prieto Terrazas, diputada de Morena que se deslinda de cualquier relación laboral o de amistad con algún gran sindicato, con el líder minero Napoleón Gómez Urrutia, con el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, o la familia de la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde. La abogada cada día es más famosa. El último pleito grande en el que se vio involucrada fue en el de la refinería de Dos Bocas, en Tabasco, una de las obras emblemáticas de la 4T.

Susana Prieto Terrazas dice que tratan de incriminarla y niega cualquier participación en el conflicto laboral que se hizo público hace unos días. Pero dice que sí está dispuesta a defender a los trabajadores.

En entrevista con El Sol de Tampico, la diputada señaló: "Dicen que disfrazamos a 100 personas con el mismo uniforme de ICA Fluor, ¿Qué tal, así o mejor? Les pusieron el mismo uniforme, y que entraron a la refinería como si fuera tan fácil entrar a una propiedad vigilada por la Marina… Me están incriminando con todo propósito”.

La abogada y diputada dice que está en una situación muy difícil, pero el pleito de Dos Bocas continúa.

“Me parece una verdadera sirvengüenzada de parte de la Secretaría de Energía que estén diciendo que el conflicto de Dos Bocas... primero, informaron mal al Presidente desde la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, diciéndole que era un conflicto entre sindicatos, porque no es así”, comenta la activista laboral.

“A mí me parece que hay algo todavía más grave”, dice la abogada sobre la situación de Dos Bocas. “A mí me parece que hay todavía un temor por parte del Presidente de la República de terminar con el sindicalismo blanco, los sindicatos tienen esta persistencia o preexistencia posterior a aquél partido político del que provienen, es verdaderamente escandaloso ver que hay diversos contratos colectivos de trabajo en el país que incluso obligaban a los trabajadores a votar por el PRI”.

Posteriormente, dice que estuvo el gobierno del Partido Acción Nacional durante 12 años en el poder, un partido que siempre se ha relacionado con el sector empresarial o proteccionista de ese sector, y por lo tanto, golpeador de la clase trabajadora.

“Vemos que para consolidarse, lejos de acabar con ese sindicalismo, termina fortaleciéndolo el PAN, para favorecer esa clase empresarial. Y luego vemos que surge por aquí de nueva cuenta, con el triunfo de Morena. Y con Morena no vemos la extinción del sindicalismo blanco en los términos que la parte trabajadora quisiera”.

Dice que ya va a llegar la CTM a los 90 años y esto continúa. Asegura que hay un resurgimiento de la CTM en el proyecto emblemático del presidente de México, se refiere a Dos Bocas.

“Nosotros representamos a esa otra corriente que quiere librarse del sindicalismo blanco”, dice Prieto Terrazas. “Sigue prevaleciendo el sindicalismo blanco, no se le ha dado ni un pequeño arañazo y es preocupante para la clase trabajadora, porque la clase trabajadora, eso debo dejarlo en claro, es una clase que colocó en su gran mayoría al Presidente de la República en el poder. Es una clase harta de este sindicalismo blanco, la que nosotros pudimos ver que arrolladoramente salió, como suele no hacerlo, en las elecciones del 2018, a votar por el Presidente de la República, entonces yo no puedo dejar de mencionar en uno y otro espacio que a esa clase trabajadora se le sigue debiendo por parte de la nueva administración”.

ÚLTIMASCOLUMNAS
viernes 03 de diciembre de 2021

Los Carmona Angulo

EL ESPECTADOR

Hiroshi Takahashi

lunes 22 de noviembre de 2021

Tiemblan los de Huawei

EL ESPECTADOR

Hiroshi Takahashi

miércoles 17 de noviembre de 2021

El señor Pablo Gómez es ético, dice Muna Dora

EL ESPECTADOR

Hiroshi Takahashi

viernes 05 de noviembre de 2021

Ausente caso CORAFI en Segundo Informe de ASF

EL ESPECTADOR

Hiroshi Takahashi

lunes 01 de noviembre de 2021

Las cortinas de humo del Metro

EL ESPECTADOR

Hiroshi Takahashi

lunes 25 de octubre de 2021

Susana contra los sindicatos blancos

EL ESPECTADOR

Hiroshi Takahashi

Cargar Más