Antonio De Marcelo Esquivel

  / jueves 18 de julio de 2019

Se cumplen 66 años del voto de la mujer

El 17 de octubre de 1953 se publicó en el Diario Oficial de la Federación la reforma al artículo 34 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que aunque era una pequeña línea, fue el resultado de una larga lucha por el derecho de las mujeres a ejercer su derecho al sufragio.

Desde entonces este artículo que cambió a: “Son ciudadanos de la República los varones y las mujeres que, teniendo la calidad de mexicano, reúnan, además, los siguientes requisitos:

I.- Haber cumplido dieciocho años, siendo casados, o veintiuno si no lo son, y II .- Tener un modo honesto de vivir.

Con esto el entonces presidente priísta, Adolfo Ruíz Cortines cumplió una promesa de campaña, en la que había incluido el voto femenino.

Estos esfuerzos ya se habían hecho desde antes, según se sabe de la historia de México, aunque fue ese 17 de octubre cuando se vio coronado el esfuerzo de una lucha, en la que México iba rezagado con respecto al avance presentado en otros países.

Han pasado más de 60 años desde que las damas pudieron ejercer este derecho en las urnas, pero a la par en estas décadas otros temas no tienen solución, entre ellos la violencia doméstica, laboral y en general en todos los ámbitos de la sociedad.

Hoy como entonces México vive un atraso con respecto a otras naciones donde el acceso de las mujeres a todos los ámbitos, político, económico, cultural y tecnológico, entre otros es una realidad.

Por desgracia en nuestro país hace poco se logró que los hechos violentos contra la mujer fueran tipificados como feminicidios, aún ellas ganan menos con respecto a los hombres, y se ven forzadas a sumarse a movimientos como el #MeToo para denunciar la cosificación a la que han sido arrojadas para lograr un empleo, un mejor salario, una promoción laboral y hasta un mejor trató en un grupo social.

Ojalá este avance en la igualdad acelere su proceso para que no pase otro medio siglo con ellas, quienes deben caminar a nuestro lado y no detrás.

@Antoniodemarcel

antonio.marcelo@oem.com.mx

El 17 de octubre de 1953 se publicó en el Diario Oficial de la Federación la reforma al artículo 34 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que aunque era una pequeña línea, fue el resultado de una larga lucha por el derecho de las mujeres a ejercer su derecho al sufragio.

Desde entonces este artículo que cambió a: “Son ciudadanos de la República los varones y las mujeres que, teniendo la calidad de mexicano, reúnan, además, los siguientes requisitos:

I.- Haber cumplido dieciocho años, siendo casados, o veintiuno si no lo son, y II .- Tener un modo honesto de vivir.

Con esto el entonces presidente priísta, Adolfo Ruíz Cortines cumplió una promesa de campaña, en la que había incluido el voto femenino.

Estos esfuerzos ya se habían hecho desde antes, según se sabe de la historia de México, aunque fue ese 17 de octubre cuando se vio coronado el esfuerzo de una lucha, en la que México iba rezagado con respecto al avance presentado en otros países.

Han pasado más de 60 años desde que las damas pudieron ejercer este derecho en las urnas, pero a la par en estas décadas otros temas no tienen solución, entre ellos la violencia doméstica, laboral y en general en todos los ámbitos de la sociedad.

Hoy como entonces México vive un atraso con respecto a otras naciones donde el acceso de las mujeres a todos los ámbitos, político, económico, cultural y tecnológico, entre otros es una realidad.

Por desgracia en nuestro país hace poco se logró que los hechos violentos contra la mujer fueran tipificados como feminicidios, aún ellas ganan menos con respecto a los hombres, y se ven forzadas a sumarse a movimientos como el #MeToo para denunciar la cosificación a la que han sido arrojadas para lograr un empleo, un mejor salario, una promoción laboral y hasta un mejor trató en un grupo social.

Ojalá este avance en la igualdad acelere su proceso para que no pase otro medio siglo con ellas, quienes deben caminar a nuestro lado y no detrás.

@Antoniodemarcel

antonio.marcelo@oem.com.mx