/ sábado 18 de septiembre de 2021

La Lucha No Acaba

La lucha de los trabajadores y por los trabajadores no acaba hoy ni acabará. No acaba hoy, porque la injusticia los trabajadores la tienen encima y tienen que defenderse, cada uno y organizadamente en sindicatos. En esa lucha tienen que poner toda su capacidad y toda su fuerza de clase.

La lucha por los trabajadores. Siendo también trabajadores, somos muchos los que tenemos la conciencia de luchar por los trabajadores, conociendo la raíz de sus problemas que no son de una región o de un país, son problemas que se ven y se sienten en todo el mundo. Y los trabajadores que luchamos por los trabajadores estamos en todas partes.

Tomo un pequeñísimo detalle de estos problemas. Me escribe un trabajador: “Trabajo para X empresa, tuve una falta al trabajo que no justifiqué, pero mi supervisor me ha sancionado con un día sin trabajo (Y sin salario) en tres semanas seguidas. Quiero saber si eso es legal. Somos muchos trabajadores, no tenemos sindicato. Esto que me acaba de pasar a mí, les pasa a otros trabajadores, y peores cosas”.

Este trabajador tuvo una falta injustificada, era suficiente con que ese día no se lo pagara la empresa. Son totalmente indebidos los otros dos días de suspensión en el trabajo y de no pago. Cuando hay reglamento interior de trabajo, ese reglamento lo fija el sindicato y la empresa; en él se establecen las faltas y las sanciones. Pero si no hay sindicato ni reglamento, las únicas sanciones que le puede imponer la empresa al trabajador es el no pago del día que haya faltado al trabajo, nada más. Cualquier sanción que le quieran imponer debe estar prevista en la Ley Federal del Trabajo, ninguna sanción más.

También sin sindicato, los trabajadores se organizan y le piden al patrón la firma de un reglamento interior de trabajo, en el que, entre otras cuestiones como jornadas, descansos y vacaciones, pueden decirse las sanciones que el patrón puede aplicar, a fin de que se ajuste a ellas y a la Ley Laboral.

Para prepararse para su defensa, a fin de conocer sus derechos y obligaciones, pueden organizar un círculo de estudios, de pocos trabajadores, cinco o seis… no muchos. En ese círculo de estudios pueden invitar a abogados que les hablen sobre sus derechos y sus deberes. Poco a poco se irán preparando y conseguirán luces para cuando tengan que enfrentar los problemas.

josedavalosmorales@yahoo.com.mx

La lucha de los trabajadores y por los trabajadores no acaba hoy ni acabará. No acaba hoy, porque la injusticia los trabajadores la tienen encima y tienen que defenderse, cada uno y organizadamente en sindicatos. En esa lucha tienen que poner toda su capacidad y toda su fuerza de clase.

La lucha por los trabajadores. Siendo también trabajadores, somos muchos los que tenemos la conciencia de luchar por los trabajadores, conociendo la raíz de sus problemas que no son de una región o de un país, son problemas que se ven y se sienten en todo el mundo. Y los trabajadores que luchamos por los trabajadores estamos en todas partes.

Tomo un pequeñísimo detalle de estos problemas. Me escribe un trabajador: “Trabajo para X empresa, tuve una falta al trabajo que no justifiqué, pero mi supervisor me ha sancionado con un día sin trabajo (Y sin salario) en tres semanas seguidas. Quiero saber si eso es legal. Somos muchos trabajadores, no tenemos sindicato. Esto que me acaba de pasar a mí, les pasa a otros trabajadores, y peores cosas”.

Este trabajador tuvo una falta injustificada, era suficiente con que ese día no se lo pagara la empresa. Son totalmente indebidos los otros dos días de suspensión en el trabajo y de no pago. Cuando hay reglamento interior de trabajo, ese reglamento lo fija el sindicato y la empresa; en él se establecen las faltas y las sanciones. Pero si no hay sindicato ni reglamento, las únicas sanciones que le puede imponer la empresa al trabajador es el no pago del día que haya faltado al trabajo, nada más. Cualquier sanción que le quieran imponer debe estar prevista en la Ley Federal del Trabajo, ninguna sanción más.

También sin sindicato, los trabajadores se organizan y le piden al patrón la firma de un reglamento interior de trabajo, en el que, entre otras cuestiones como jornadas, descansos y vacaciones, pueden decirse las sanciones que el patrón puede aplicar, a fin de que se ajuste a ellas y a la Ley Laboral.

Para prepararse para su defensa, a fin de conocer sus derechos y obligaciones, pueden organizar un círculo de estudios, de pocos trabajadores, cinco o seis… no muchos. En ese círculo de estudios pueden invitar a abogados que les hablen sobre sus derechos y sus deberes. Poco a poco se irán preparando y conseguirán luces para cuando tengan que enfrentar los problemas.

josedavalosmorales@yahoo.com.mx

ÚLTIMASCOLUMNAS
sábado 16 de octubre de 2021

Reiteración de las ideas

José Dávalos

sábado 09 de octubre de 2021

Conciliación Laboral

José Dávalos

sábado 25 de septiembre de 2021

Atraco a los trabajadores

José Dávalos

sábado 18 de septiembre de 2021

La Lucha No Acaba

José Dávalos

sábado 04 de septiembre de 2021

La Tierra Clama

José Dávalos

sábado 28 de agosto de 2021

Valor de la Palabra

José Dávalos

sábado 21 de agosto de 2021

Contrato Obligatorio

José Dávalos

sábado 14 de agosto de 2021

El IMSS y desocupados

José Dávalos

Cargar Más